LIGA ACB

Villacampa: ´Me sabe mal que tenga que salir de esta manera´

El presidente del club recuerda que la entidad le dio una oportunidad cuando tenía 14 años.

01.09.2009 | 21:33

El presidente del DKV Joventut, Jordi Villacampa, oficializó hoy el traspaso del base Ricky Rubio al Regal Barcelona por 3,7 millones de euros y lamentó que el jugador "tenga que salir de esta manera" del club verdinegro tras manifestar que "su sueño era jugar en la NBA".

En su comparecencia ante la prensa para despejar definitivamente las dudas sobre el futuro de Ricky, Villacampa, repasó los últimos meses de negociaciones y subrayó un mensaje: "el Joventut siempre ha intentado que Ricky cumpliera su sueño".

Así, Villacampa aseguró que el jugador fichará por el Barcelona porque ése es su expreso deseo, pese al interés de Minnesotta Timberwolves, club de la NBA con el que el Joventut alcanzó anoche un principio de acuerdo. "La oferta del Barcelona es muy buena a nivel económico, pero nosotros queríamos que Ricky cumpliera su sueño. Ayer, su primera opción eran los Timberwolves", comentó Villacampa tras lamentar los cambios de opinión del jugador.

"Me sabe muy mal cómo saldrá Ricky del club. En la vida hay que salir bien de donde has estado. Es cierto que Ricky nos ha dado mucho, pero el Joventut le dio la oportunidad cuando tenía catorce años. Y me sabe mal que ahora salga así, cerrándose la puerta de esta manera", añadió.

El presidente del Joventut insistió en que el club verdinegro "siempre ha respetado la voluntad del jugador" y que ha intentado en todo momento "facilitar las cosas para que pudiera cumplir su sueño, que era jugar en la NBA, como él mismo había manifestado".

El dirigente del club badalonés informó de que el Joventut estaba dispuesto a firmar un acuerdo con los Timberwolves que suponía ingresar menos dinero y a más largo plazo (y que incluía negocios compartidos con la franquicia estadounidense en el Màgic Badalona y en cuanto a mercadotecnia) para "cumplir" el deseo de Ricky.

"Minnesota ofrecía unos 4,7 millones de dólares, unos 3,3 millones de euros. Y el acuerdo con el Barcelona es de 3,7 millones, IVA aparte, lo cual quiere decir unos 4,2 millones de euros", agregó Villacampa, quien también apuntó que los dirigentes de Minnesota están "decepcionados" por el 'no' de Ricky.

Villacampa también declaró que está "contento y satisfecho" por haber cerrado con el Barça el "traspaso más importante de la historia del baloncesto español", y animó a los seguidores de la 'Penya' a mantener "el orgullo de pertenecer a un club histórico que ha sobrevivido a situaciones como ésta".

"Nosotros no hemos incumplido nada. Entiendo que los jugadores quieran crecer, aunque las cosas quizá tendrían que haberse hecho de otra manera, también por nuestra parte. Pero simplemente, hemos luchado para que Ricky jugase donde quería", finalizó.

Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica
Superdeporte