NBA

Warriors empata la marca historia de Bulls

Los Warriors de Golden State legaron a las 44 victorias seguidas en su campo durante la temporada regular

04.03.2016 | 12:18

Los Warriors de Golden State empataron otra marca histórica, hasta ahora en poder de los Bulls de Chicago, al llegar a las 44 victorias seguidas en su campo durante la temporada regular.

La jornada de la NBA también dejó los triunfos de los líderes de división
, los Spurs de San Antonio y los Heat de Miami, además de la victoria sorpresa de los Kings de Sacramento en Dallas que también rompieron una racha de 22 derrotas consecutivas como visitantes frente a los Mavericks.

El base estelar Stephen Curry volvió tras perderse un partido por lesión y recuperó su condición de líder. Curry guió a los Warriors al triunfo por 121-106 ante los Thunder de Oklahoma City, a los que han barrido esta temporada en la serie de tres partidos.

La victoria, la número 44 consecutiva en su campo del Oracle Arena de Oakland, les permitió empatar la mejor marca en la historia de la NBA que estaba en poder de los Bulls en la temporada de 1995-96 con el legendario Michael Jordan.

Los Warriors tienen marca invicta de 26-0 en su campo en lo que va de temporada, el único equipo que lo ha conseguido junto con los Spurs de San Antonio (29-0), ambos dentro de la Conferencia Oeste.

Los Bulls ganaron 44 partidos consecutivos en su campo desde el 30 de marzo de 1995 hasta el 4 de abril de 1996, y ahora los Warriors podrían batir esa marca cuando el próximo lunes se enfrenten a los Magic de Orlando.

De nuevo, Durant lideró el ataque de los Thunder al quedarse a las puertas de un triple-doble tras aportar 32 puntos, 10 rebotes y nueve asistencias.

Además tampoco tuvo buen control de balón, su gran talón de Aquiles en el juego individual, al perderlo nueve veces, la segunda peor marca, a sólo uno de empatar la peor que fue de 10 ante los Kings de Sacramento el pasado 6 de diciembre.

El base Russell Westbrool llegó a los 22 puntos, pero falló 16 de los 24 tiros de campo que hizo; repartió siete asistencias y capturó seis rebotes sin que le pudiese ganar tampoco el duelo a Curry y a Livingston cuando estuvo en el campo.

La combinación del alero Kawhi Leonard y el ala-pívot LaMarcus Aldridge volvió a ser clave en el ataque de los Spurs que también jugaron una gran defensa en el partido que ganaron a domicilio por 86-94 a los Pelicans de Nueva Orleans.

Leonard, convertido ya en el jugador franquicia de los Spurs, aportó 30 puntos (11-22, 6-10, 0-0) y 11 rebotes, incluidos 10 defensivos. Además dio tres asistencias, recuperó dos balones, perdió otros dos y puso dos tapones.

El alero All-Star también se encargó de anotar un triple en el último minuto del tiempo reglamentario que decidió la victoria de los Spurs, la séptima consecutiva, que los consolida con la segunda mejor marca de la Conferencia Oeste (52-9).

Aldridge aportó 26 puntos y capturó ocho rebotes, que fueron todos defensivos.

El escolta Dwyane Wade encabezó el ataque balanceado de los Heat al conseguir 27 puntos que les permitió ganar con facilidad por 108-92 a los Suns de Phoenix. Los Heat lograron el tercer triunfo seguido que los consolida líderes en la División Sureste (35-26).

Junto a Wade, el base esloveno Goran Dragic reivindicó su condición de director del juego de los Heat y lo hizo al aportar 25 puntos, siete rebotes y cuatro asistencias contra su exequipo.

El pívot reserva Hassan Whiteside volvió a ser el líder de los Heat en el juego interior al capturar 11 rebotes. También anotó nueve puntos y puso cinco tapones.

El escolta puertorriqueño Devin Booker volvió a ser la única satisfacción que tuvieron los Suns al ver como el novato de 19 años llegó a los 34 putos, incluidos 15 logrados en el cuarto periodo.

El base Rajon Rondo aportó un doble-doble de 18 puntos y 12 asistencias en su vuelta a Dallas tras haber jugado la pasada temporada con los Mavericks y permitió a los Kings vencer como visitantes (101-104) y cortar una racha de 22 derrotas consecutivas ante el equipo tejano.

El pívot DeMarcus Cousins también fue decisivo en el juego interior al imponer su dominio con una aportación de un doble-doble de 22 puntos, 13 rebote, cinco asistencias y dos tapones.

El alero Chandler Parsons volvió a ser el líder encestador de los Mavericks al conseguir 28 puntos, nueve rebotes y cinco asistencias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine