Euroliga

El Madrid pierde en Vitoria y se jugará el pase en el último partido

Un triple de Bertans decidió el duelo para el Baskonia (89-88) - Los blancos deben ganar al Khimki y esperar

02.04.2016 | 08:42
Reyes y Bourousis, en un momento del partido.
Reyes y Bourousis, en un momento del partido.

El Baskonia Laboral Kutxa certificó su plaza entre los ocho mejores de Europa con un épico triunfo ante el Real Madrid, por 89-88, gracias a un espectacular triple de Davis Bertans a tres segundos del final.

El alero letón puso el broche a un descomunal partido de baloncesto con una canasta desde los 6,75 metros tras una jugada diseñada en la pizarra de Velimir Perasovic.

El triple culminó la remontada del equipo vitoriano para enjugar cinco puntos, 82-87, en dos minutos y poner la rúbrica a un parcial de 8-1 que desató la locura en las gradas del Buesa Arena.

La victoria ubica al Baskonia en los cuartos de final de la Euroliga como segundo clasificado de un exigente grupo en el Top 16 y le concede además el factor cancha para la eliminatoria previa a la fase final de Berlín.

Por su parte, el Real Madrid deberá centrar todos sus esfuerzos en el partido ante el Khimki en su cancha de Madrid para estar entre los mejores y optar a defender el título.

El Laboral Kutxa arrancó el duelo con el billete a los cuartos ya sellado desde el jueves por los resultados de los rivales directos. El Real Madrid salió también más aliviado y sabiendo que su partido definitivo lo tendrá la semana que viene ante el Khimki.

Los de Pablo Laso ofrecieron su versión más seria y solvente desde que el balón saltó al aire y desactivaron los resortes ofensivos del Baskonia.

Tardó más de cuatro minutos el conjunto local en anotar su primera canasta y para entonces ya manejaba el Real Madrid amplias ventajas con un renacido Rudy Fernández y la dirección de Llull (8-19, m.8).

Con mucha dificultad logró sumar puntos el Laboral Kutxa para alcanzar el final del primer acto con una decena de desventaja (11-21).

No encontraron los locales el ritmo a pesar de las probaturas para hallar un quinteto propicio. Le sucedió lo contrario a un Real Madrid asentado y atinado en ataque que puso tierra de por medio (11-26, m.12).

Emergió una velada más la figura de Bourousis para endosar dos triples que, con otro más de James, acercaron fugazmente a los locales en el marcador (21-26, m.15).

Respondieron los visitantes con las mismas armas y dos triples de Rodríguez, otro de Llull y cuatro puntos de Nocioni que noquearon a los locales para llegar al 27-42 en el minuto 17.

Pudo despertar el Baskonia en la recta final del primer tiempo para llegar al intermedio en la barrera de la decena de puntos, 36-46, con grandes acciones de Adam Hanga.

En la segunda mitad, salió el Laboral Kutxa desatado y con los triples de Bertans, James y la clase de Bourousis llevó el duelo a un intercambio de canastas en el que Ayón respondió por el bando madrileño.

Fueron cuatro minutos efervescentes para Mike James, que sustentó al Baskonia. Once puntos del estadounidense, para un total de 18-8 en un parcial de cuatro minutos, llevaron el empate el marcador (54-54).

Un triple de un James volcánico colocó por vez primera con ventaja a los locales, 57-55, ante un Real Madrid que empezó a pasar agobios y perder la fluidez ofensiva con solo nueve puntos en seis minutos.

Encontró en Ayón como la solución a sus problemas y el mexicano respondió a la locura anotadora del base local hasta que enfiló el banquillo con cuatro personales.

Se vivieron los minutos más difusos con errores por ambos bandos y pocas canastas, aunque los locales, gracias a James, pudieron mantener la igualdad en el final del tercer cuarto (67-67).

El base estadounidense firmó un cuarto mágico con 18 puntos y cinco triples sin fallo en diez minutos antológicos.

Adquirió su mejor ritmo el Baskonia en los tres primeros minutos del periodo definitivo para endosar un 8-0 que le llevó a su máxima ventaja (75-69).

Sergio Llull se encargó de devolver el pulso al Real Madrid con dos triples estratosféricos al límite de la posesión que llevaron de nuevo la igualdad, 75-75, y con seis minutos por jugar.

El partido se convirtió en un concurso de triples por el bando madrileño. Hasta seis jugadas concluyeron con canasta desde los 6,75 metros con otros tres de Sergio Rodríguez, una de Reyes y solo Bourousis respondió por el Baskonia y dejó el marcador en 82-87 a menos de dos del final.

Apretó el Baskonia con cuatro puntos de Hanga y Bourousis, 86-87, para llegar solo con un punto de desventaja a los 25 segundos finales.

Sergio Rodríguez solo anotó uno de los dos tiros libres de que dispuso y dejó los cuatro segundos finales para el descomunal triple de Davis Bertans, que dejó el triunfo en Vitoria y la segunda plaza y el factor cancha a favor para el Baskonia en los cuartos de final.


89 - Laboral Kutxa (11+25+31+22): Adams (4), Hanga (7), Bertans (9), Tillie (6), Planinic (4) -cinco inicial-, James (27), Blazic (4), Bourousis (25), Corbacho (3), Diop.

88 - Real Madrid (21+25+21+21): Llull (14), Rudy (7), Taylor (3), Reyes (8), Ayón (14) -cinco inicial-, Rodríguez (18), Nocioni (8), Lima (4), Maciulis, Carroll (2), Rivers (10).

Árbitros: Belosevic (SRB), Koromilas (GRE), Mantyla (FIN). Eliminados Blazic (m. 39) y Ayón (m. 39). Señalaron técnica a Pablo Laso (m. 17), Rudy (m. 22).

Incidencias: Partido de la jornada 13 del Top 16 de la Euroliga disputado en el Buesa Arena de Vitoria ante 13.726 espectadores, según el club.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine