Ascenso

La ciudad de Burgos regresa a la ACB

El ascenso a la máxima categoría del baloncesto nacional del CB Miraflores ha sido confirmado

20.07.2017 | 14:02
Burgos regresa a la élite

La ciudad de Burgos ha necesitado de cuatro ascensos deportivos durante cinco años por parte de tres clubes para alcanzar el sueño de la ACB, gracias al CB Miraflores-San Pablo Inmobiliaria, y de paso devolver a Castilla y León a la primera línea del baloncesto nacional.

La inscripción del CB Miraflores-San Pablo Inmobiliaria en la ACB, confirmada esta mañana, supone un antes y un después para una ciudad que ha perseguido un complicado sueño desde hace demasiado tiempo y que, con sus vicisitudes, se ha convertido en referente del cambio del modelo de ascensos y descensos del baloncesto español.

La historia reciente de Burgos con el baloncesto comenzó de la mano del CB Atapuerca-Autocid Ford Burgos que, tras varios años en la liga LEB Oro, consiguió el primer ascenso deportivo a la ACB en la temporada 2012/2013.

Sin embargo, las duras condiciones económicas exigidas para el acceso a la elite, principalmente por el pago del millonario canon, impidieron que la entidad ratificara en los despachos ese triunfo en la pista, circunstancia que se repitió la temporada siguiente, 2013/2014.

En la siguiente campaña, la 2014/2015, el Autocid Ford Burgos, constituido ya como CB Tizona, volvió a certificar un ascenso deportivo, el tercero consecutivo de la ciudad, pero la ACB volvió a cerrar las puertas, lo que derivó en una batalla judicial.

Y es que, como en su día defendieron los dirigentes del club, se cambió a los mejores jugadores por los "mejores abogados", el club renunció a la inscripción del primer equipo en la LEB Oro e interpuso una denuncia ante la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que ha acabado por modificar radicalmente el sistema de ascensos y descensos.

No en vano, la resolución del organismo regulador de la competencia declaró nulas las condiciones de acceso a la ACB, y la asociación de clubes no ha tenido más remedio que flexibilizarlas mediante la eliminación del canon y el Fondo de Regulación de Ascensos y Descensos.

Lo curioso es que Autocid Ford ya no se beneficiará deportivamente de esa flexibilización, pero sí lo hará el también burgalés CB Miraflores-San Pablo Inmobiliaria, que en la temporada 2015/2016 se inscribió en LEB Oro para intentar mantener vivo el baloncesto de la ciudad.

En apenas diez vertiginosos días de agosto, el nuevo club cumplimentó las exigencias federativas y puso en marcha un proyecto deportivo, en parte heredado del Autocid Ford, llegando a disputar el play off de ascenso al finalizar esa temporada, aunque no fructificó.

Sin embargo, el golpe de efecto ha llegado esta última campaña, cuando el conjunto azul sorprendió con un play off de ascenso de nueve victorias y ninguna derrota para lograr un nuevo ascenso. En esta ocasión, la fotografía de la situación era bien distinta. Con la resolución de la CNMC ya sobre la mesa, todo hacía indicar que esta vez sí podía ser posible, como así ha sido.

El viernes pasado, el club registró en la ACB toda la documentación exigida y aportó 404.021 euros correspondientes a la primera de las cuotas anuales en las que se ha dividido el 'valor de participación', figura que sustituye al canon de acceso, confiando en que, esta vez sí, la ACB diera el visto bueno.

El Guipuzkoa Basket también regresa

La autorización ha llegado esta mañana cuando la asamblea de la ACB ha ratificado la inscripción del club en la Liga Endesa, máxima categoría del baloncesto español, al igual que la del Gipuzkoa Basket.

De esta forma, Burgos podrá cumplir de una vez por todas el sueño de jugar en la máxima categoría del baloncesto español, convirtiéndose, de paso, en el club de referencia de Castilla y León, que contó hace años con equipos en la máxima categoría del baloncesto nacional en las capitales de Valladolid, León y Salamanca.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine