25/01/2016

Gary Neville ya sabe que esto no es broma

Sigo pensando que el entrenador es quien menos culpa tiene, por delante están Nuno, Mendes, Peter Lim y hasta los jugadores

26.01.2016 | 13:35

Conociéndome como me conozco, en otras condiciones hoy escribiría que el gol de Negredo es algo así como una señal divina, y que me acuerdo de cuando Mendieta marcó un gol en San Sebastián que supuso el empate a uno y de paso le salvó el puesto a Ranieri que había sustituido a Valdano con la temporada comenzada pero que no terminaba de arrancar al equipo, y que mira por donde a lo mejor este gol es una especie de punto de inflexión y que lo que necesita el Valencia para remontar es precisamente eso, un resultado al que aferrarse, pero no lo escribo porque estoy tan hasta las narices que no tengo ganas de hacer el ridículo por nadie.

Gracias Nuno
Ya sé que es pasado pero lo siento, no puedo dejar de acordarme de Nuno y lo que hizo en verano, es superior a mí, me puede. Y me dan ganas de decirle al señor propietario del Valencia, a Peter Lim, que muchas gracias por salvar al Valencia de la desaparición y por meter dinero, pero que no, que no vale todo porque el Valencia está por encima de muchas cosas. En estos momentos, somos la risa del fútbol español, y eso me jode profundamente. Y somos la risa del fútbol español porque en verano él decidió darle todo el poder a Nuno y a Jorge Mendes, que visto lo visto, cada día está más claro se la dieron con queso pero bien, que es una manera literaria de escribir que le engañaron. Pero no pasa nada, él que siga fiándose del superagente porque llegará un día en que alguno de los jugadores que le ha recomendado valdrá más de lo que él ha pagado y con ello justificará un par de malos fichajes, pero una cosa es eso y otra hacer un equipo de fútbol. Por otra parte, lo de fichar a un precio y vender a otro mucho mayor es tan viejo como el comercio, de hecho, es el comercio en sí mismo. Que parece que también lo ha inventado Jorge Mendes...

El doble pivote
Y no es que no quiera echarle el muerto a Gary Neville, es que creo que de todos es quien menos culpa tiene, aunque alguna tiene, obviamente, pero en lo que a mí respecta, por delante del inglés van y por este orden, Nuno, Mendes, Peter Lim y los jugadores, a los que por otra parte, no los veo pasotas, los veo con ganas, es decir, quieren ganar pero no saben cómo. La cosa es que el Valencia se juega el pescuezo en Riazor y el doble pivote lo forman Danilo Barbosa y Zahibo porque no hay otros. Eso no es culpa de Neville, es de quien hizo la plantilla y de quien le consintió hacerla. Cómo sería el engaño que Peter Lim estaba convencido de que con lo que hay podíamos competir en la Liga de Campeones... ¡Flipa!

´Cuant bufa el bou...´
En lo que al entrenador se refiere, lo resumiré con una frase que dicen en mi pueblo; Gary Neville ya «ha sentit bufar al bou». El compañero Víctor Lluch le preguntó si «honestamente estaba satisfecho y contento con el partido que había hecho su equipo» y el inglés puso el freno. En sala de prensa demostró estar asustado, evidenció todo lo que pasaba por su cabeza hasta el gol de Negredo y de alguna manera dejó entrever que había visto el desastre en toda su magnitud. Por ello insistió a los periodistas en que no digamos que está contento con el empate, y se limitó a decir que está orgulloso del espíritu de sus jugadores. Hay una gran diferencia entre la rueda de prensa posterior a empatar con el Rayo y Las Palmas.

Sobre Dani Parejo
Me apetece decir que he visto partidos buenos de Parejo y partidos malos, recuerdo partidos muy buenos de Parejo y partidos muy malos de Parejo, pero no recuerdo ningún partido en el que Parejo se haya escondido y no haya pedido la pelota. Recuerdo a Parejo equivocarse pero intentarlo siempre. Parejo no está a su nivel, pero solo Paco Alcácer y Cancelo están igual o mejor que la temporada pasada. Eso sí, Parejo era el capitán y como tal se le exigía más por parte de la grada. Espero que ahora que queda en un segundo plano, se quite presión y recupere tono porque actualmente no veo a ningún jugador en la plantilla mejor que él para fabricar el juego, y dado el poco margen de maniobra que hay para poder hacer fichajes, las prioridades deben ser otras, fundamentalmente defensivas, porque el principal problema que tiene este equipo es que es súmamente fácil hacerle un gol. La primera norma de un equipo que no funciona es portería a cero.

PD: Es buen momento para apuntar la matrícula de los que se ríen del Valencia. Ya caerán, ya...

Más artículos de opinión de Carlos Bosch, aquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine