25/07/2017

El caos es tal, que algo tiene que salir bien

Yo creo que si se lo proponen en el mes de mayo, ni haciéndolo adrede hubieran hecho las cosas tan mal

28.07.2017 | 12:36
El caos es tal, que algo tiene que salir bien

Llegamos ya a los últimos días de julio y el único fichaje es un portero que no ha jugado en la liga española. El equipo ha interrumpido su trabajo para marcharse a jugar dos amistosos a Canadá y Estados Unidos, adonde no han dejado entrar a Maksimovic que ha tenido que volver a Valencia. Le han acompañado Rodrigo y Garay que estaban tocados y así van avanzando su recuperación en la Ciudad Deportiva, donde por otra parte hay no sé cuántos jugadores entrenando a tope con técnicos del club y algunos de la importancia de Gayà, Soler, Cancelo o Nani.

Total, que el Valencia se planta con 18 jugadores para jugar en Cincinnati y uno de ellos no está del todo bien, que es Jaume, y se tuvo que quedar en Canadá porque se encontraba mal y ya cuando estuvo mejor pilló un avión, acompañado de un médico del club, y en plan escalada al Mont Ventoux en el Tour de Francia, conectó con el pelotón.

Y de repente Maksimovic publica una foto suya entrenando en su casa dándole vueltas a la piscina al tiempo que media Valencia se tira de los pelos porque un tuit del Valencia le dice a Parejo «nuestro capitán» cosa que no es para tanto y sobre todo es circunstancial. Y Marcelino con la boca pequeña dice que no le acaba de venir bien la gira y mientras el Villarreal ficha a Pablo Fornals ese futbolista que le molaba a Alexanko pero que vale once millones que para el Valencia en estos momentos es una barbaridad. Total, que al final tenemos que estar esperando a que Jorge Mendes se saque de la chistera una operación con la que venda a Garay y después rezar para que Marcelino y su secretaría técnica que no es exactamente la del Valencia, acierten con el recambio del defensa argentino y con lo que sobre fichen un medio centro defensivo bonito y no sé si barato, y que tiene toda la pinta que vendrá del fútbol italiano. Que por qué creo que puede llegar de allí es una historia que estoy investigando y que cada vez estoy más cerca de confirmar, que una cosa es saberlo y otra poder contarlo sin que nadie te pinte la cara.

PD: Esto es tan caótico, que por narices saldrá bien.

Más artículos de opinión de Carlos Bosch, aquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine