Motociclismo

Marc Márquez: ´La moto nueva tiene cositas que no me gustan´

Espera un campeonato más igualado por la mejora de Yamaha y desea un duelo de hermanos en el futuro

31.12.2014 | 13:14
Marc Marquez en el Circuito de Chese (Valencia).
Marc Marquez en el Circuito de Chese (Valencia).

El piloto español Marc Márquez (Repsol Honda), doble campeón de MotoGP en las dos últimas temporadas, ha vaticinado que "dominar de esta forma" en la que lo ha hecho "no volverá a pasar" en la categoría reina del Mundial, ya que su año 2014 será "muy difícil de repetir o mejorar", sobre todo con la mejoría de Yamaha, equipo que "empezará el año al mismo nivel" que Honda.

"Dominar de esta forma no volverá a pasar. Ya se ha visto en la segunda parte de esta temporada que los rivales estaban mucho más cerca, las carreras eran más competitivas y yo he cometido errores. Eso es lo normal en el campeonato. Estamos en MotoGP y no podemos olvidar que los rivales son Lorenzo, Pedrosa y Rossi. Todos son de gran nivel", analizó Márquez en una entrevista concedida a Europa Press.

El mayor de los Márquez, imagen de PlayStation junto con su hermano Àlex, reconoció que no esperaba exhibir un dominio tan insultante que le llevó a dejar su segundo título de MotoGP prácticamente sentenciado en el ecuador de la temporada.

"Si antes de ganar te dicen que vas a ganar 13 carreras no te lo esperas, te paras a pensarlo fríamente y son muchas. Viendo cómo fue la pretemporada, en la que hice el primer entrenamiento y me rompí el pie, no me esperaba empezar con diez victorias consecutivas. Ha sido una temporada no para enmarcar, porque siempre se puede mejorar, pero muy difícil de repetir o mejorar", apuntó Márquez, quien descartó que tanto éxito vaya a mermar sus ganas de gloria.

"Quizá es al revés, quizá un año así te da más ambición porque te dices que, si lo has hecho un año, lo puedes repetir otro, y otro, y otro... Siempre he dicho que no creo que te puedas cansar de ganar. La experiencia ayuda, te hace estar más tranquilo en muchas ocasiones, pero la ambición para el año que viene es la misma. Si me preguntas de aquí a cinco años, no lo sé decir", reconoció.

"La moto nueva tiene cositas que no me gustan"
Dentro de esta "ambición de querer mejorar siempre" que caracteriza su todavía corta pero exitosa carrera, Márquez deslizó algunas críticas hacia la nueva moto que Honda está diseñando para la próxima temporada, ya que, a pesar de los "buenos tiempos" que registró en los primeros entrenamientos de pretemporada en Valencia, vio "puntos que se pueden mejorar".

"Tú te exiges a ti mismo, la marca se exige a sí misma, y entre todos buscamos lo mejor. En la moto nueva había puntos que se podían mejorar. Igual que he dicho todo el año que tenía una gran moto con la que me encontraba a gusto, cuando probé la nueva había cositas que no me gustaban. Honda ya ha demostrado en el pasado su capacidad de reacción", tranquilizó.

Esta necesidad de mejoría le resulta más acuciante ante la "mejoría carrera a carrera" que exhibió Yamaha durante la segunda parte del último Mundial, progreso que le lleva a pensar que la marca del diapasón "empezará el año al mismo nivel" que Honda. "Yamaha ha hecho un gran año si vemos la clasificación, sus pilotos han acabado segundo (Rossi) y tercero (Lorenzo). Tendrá sus puntos fuertes y débiles, como la Honda", subrayó.

Pese a que "nunca puedes decir de este agua no beberé", el piloto de Cervera reafirmó que se encuentra "muy a gusto" en Honda y que espera "seguir muchos años más" vinculado a la casa japonesa, donde ha cimentado sus tres títulos mundiales consecutivos entre Moto2 y MotoGP.

"Está claro que si una fábrica como Honda te cuida, te sientes a gusto con ellos, te respetan y tú los respetas a ellos, no hay por qué romper una relación. Es como una pareja", explicó un Márquez que, a sus 21 años, ya se "quedaría satisfecho lo logrado" si tuviera que dejar la alta competición.

"El problema es que el sueño más grande que tenía ya lo he cumplido: ser campeón de las tres categorías. Ahora, lo que venga bienvenido sea porque siempre quieres ganar, pero no te puedes fijar un objetivo", reflexionó a la hora de pensar en los próximos años.

"Ojalá haya duelo de Hermanos Márquez en el futuro"
Por otra parte, Márquez comparó la Fórmula 1, una competición en la que "el coche marca muchísimo al piloto, le limita o le hace ganar" con el mundo "diferente" del motociclismo, donde "necesitas la mejor combinación entre moto, equipo y piloto".

"Es difícil decir un porcentaje, pero yo diría un 33,3 en cada una de esas partes. Una moto que es la mejor del mundo para un piloto, para otro con un estilo diferente no irá bien porque no se adapta", subrayó el catalán, que también se acordó de su hermano Àlex, campeón de Moto3, para aconsejarle en su salto a Moto2.

"Sobre todo que no quiera correr más de lo que él sienta. Cuando yo pase a Moto2 quería correr demasiado y eso me hizo aprender muy rápido a base de caídas. Me caí en las tres primeras carreras, aunque tuve suerte de que me respetaran las lesiones. Él tiene que ver esto, pero es un piloto que piensa mucho encima de la moto con los 18 años que tiene. Ojalá haya duelo de hermanos Márquez en el futuro", deseó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Mundial de Motociclismo 2015

MotoGP 2015

Moto GP 2015

Sigue toda la emoción del Mundial de Motocilismo. Consulta el Calendario y clasificación, todos los pilotos y sigue las carreras en directo...

 
Enlaces recomendados: Premios Cine