CARLOS BOSCH

Alfredo Duro, déjalos en paz

Entiendo que alguien odie al Valencia pero no que disfrute ninguneando y ridiculizando a sus aficionados

25.08.2015 | 02:30

Mientras Alfredo Duro hace la mona en la Central Lechera y critica a la afición del Valencia demostrando lo poco que la conoce, hay valencianistas haciendo cola durante la noche junto a Mestalla para comprar una entrada, subirse esta mañana de lunes a un autobús, viajar hasta Mónaco, ver un partido de fútbol de previa de la Liga de Campeones „repito, ¡de previa de la Liga de Campeones!„, subirse de nuevo al autobús y volver a casa con la sonrisa en la cara o con una de las mayores decepciones de los últimos años. Todo eso por amor al Valencia y nada más, y sin esperar nada a cambio. Alfredo Duro se hace el chulito en la Central Lechera y califica a los valencianistas de prepotentes, recuerda una final de Champions que mi neurona preguntona me prohíbe recordar pero, yendo a su nivel de berborrea, no dice, por ejemplo, que las dos últimas veces que el Valencia ha ido a la Cueva de Alí Babá le ha reventado la Liga al todo poderoso Real Meseta de Florentino.

Miren, entiendo el pique entre equipos de fútbol más que nada porque admito sin tapujos que en parte vivo de ello, pero no entiendo a personajes como este tipo y me explico. Soy antimadridista pero no tengo nada contra el madridista de la calle, me gustaría que cambiaran de equipo y que nadie fuera del Real Meseta, pero yo no soy nadie y la gente es libre de hacer lo que le dé la gana. A mi me gusta Bajoqueta Rock y Extremoduro y a otros les gusta David Bisbal.

Una vez escribí sobre la afición del Sevilla y los sevillistas me dieron en los morros y me enseñaron que una cosa son ellos y otra son sus presidentes o sus entrenadores. De Alfredo Duro me da igual que odie al Valencia pero me indigna que hable mal de sus aficionados, que no tenga en cuenta cuánto han sufrido en los últimos años, que no tenga en cuenta toda la ilusión que la gente tiene estos días y me da asco que los ningunee en televisión sin pararse a pensar qué significa el Valencia para los valencianistas. No soy antimadridista por el madridista que sufre cada día por su equipo, lo soy por tipos como este que cuando le plantas cara te dicen que quieres hacerte famoso a su costa, síntoma de que para ellos lo importante es ser como Belén Esteban. Alfredo, critica al Valencia pero deja en paz a su gente.

El valencianista es alguien orgulloso, ganador y exigente que ha visto a su equipo morirse poco a poco y ahora solo quiere disfrutar. ¿Tú sabes lo que es eso?

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine