El manteo con el que sueña Fernández Borbalán

¡Qué osados los de Pako! Querían robarle la Liga al Madrid, pero los robados fueron ellos. Ley de vida en el Bernabéu

09.05.2016 | 23:19

El fútbol pone a cada uno en su sitio. Los árbitros del Bernabéu también. «En el Bernabéu siempre pasa algo». «Del Bernabéu me acuerdo de los atracos». «Sumamos un atraco más». Cada vez que el Valencia visita el estadio del Real Madrid me vienen a la cabeza aquellas declaraciones llenas de indignación y rabia de Albelda. Yo tengo treinta y seis años. Y lo que me pasa a mí con los recuerdos de David le pasará a otros valencianistas más veteranos con Mundo, Claramunt, Puchades y compañía. Porque la historia del Valencia está repleta de robos arbitrales en Chamartín. En la década de los cincuenta un tal Jauregui fue capaz de pitar tres penaltis a favor de los blancos en diez minutos. Aquel día Santacatalina le aplaudió a la cara al árbitro y se fue expulsado. «Irresponsable», decían las crónicas de la época. El gol en fuera de juego de Benzema es el último capítulo de este libro sin final. El Valencia volverá a viajar a Madrid y volverá a ser robado. ¡Qué osados los de Pako Ayestaran! Querían robarle la Liga al Madrid, pero los robados fueron ellos. Ley de vida.

Un voto para Pako
No lo mereció el equipo. El Valencia fue mejor en el campo. O por lo menos no fue peor. Un empate hubiera hecho justicia. El mérito es para los jugadores porque tiraron de orgullo y fútbol cuando el partido parecía sentenciado con el tercer gol de Cristiano, pero también merece reconocimiento Pako. Parece que no va a continuar. Lo tiene muy difícil. La sensación es que el club le está dando largas. Seguramente le quiten el banquillo, lo que nadie podrá quitarle es la conciencia tranquila de haber cambiado la dinámica de este Valencia. Ayer varió el rumbo del partido en el descanso. Leyendo el partido y decidiendo rápido y bien en los cambios. Hasta hace bien poco asociaba la figura de Pako al de preparador físico. Ahora lo considero un entrenador. Se lleva eso y el agradecimiento de unos jugadores a los que ha hecho mejores de lo que habían demostrado esta temporada.

De André a Cancelo
El partido contra este Madrid de Zidanes y Borbalanes también deja más lecturas individuales. André Gomes vale los 65 millones de euros con los que el Valencia le ha tasado. Su gol en el Bernabéu aumenta su cotización. El equipo juega cuando juega Parejo. Si Dani sale este verano habrá que afinar mucho la puntería a la hora de fichar. Alves volvió a ser el del Camp Nou
Lo de Cancelo es denunciable. Ayer se paseó. La impresión que deja es que juega cuando quiere. No me extraña que al final todos los técnicos acaben confiando más en Barragán. No fue el año de Mustafi y Abdennour. Se confirmó hasta en el penúltimo partido de Liga. Acertar en el centro de la defensa del año que viene es vital. Desde ahí debe construirse el equipo y Suso lo sabe.

Yo perdono a Denis
¿Y Cheryshev? Se equivocó en las redes subiendo una foto con Arbeloa y, sobre todo, lanzando una pregunta dirigida al madridismo -¿Os habéis divertido?- pero una cosa no quita la otra. Aquí se siente valorado y tiene aprecio al Valencia y sino tiempo al tiempo.

Más artículos de Andrés García, aquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine