Trofeu Mixt Savipecho

De la igualdad al desequilibrio

El equipo de Santi sufre y el de Sergio arrasa en la jornada inaugural del Trofeu Savipecho

11.11.2015 | 12:35
La pegada de Raúl otorgó un buen número de quinzes a su equipo.

La tercera edición del Trofeu Mixt Savipecho comenzó ayer en el trinquet de la Llosa de Ranes con la disputa de las dos primeras eliminatorias de los torneos paralelos de escala i corda y raspall. La primera partida ofreció emoción y equilibrio, no así la segunda, que estuvo muy decantada.

En la confrontación ´per dalt corda´ Santi, Raúl y Monrabal superaron a Miguel, Dani y Herrera por el tanteo de 60-55.

El encuentro estuvo condicionado por la rapidez del piso, que prácticamente no permitía a los pilotaris buscar jugadas ya la que vaqueta iba y venía a velocidad de vértigo. La mejor opción era encararse al palco, relativamente fácil de encontrar por su altura y profundidad y de ahí que la mayoría de los juegos cayesen desde el resto.

Hasta el iguales a 45 el guión fue el mismo: los dos equipos cargaban y los intercambios se sucedían pero siempre eran los del resto los que acababan sumando. Ahora bien, pese a la monotonía de la alternancia la partida era vistosa ya que todos se veían obligados a hacer uso de los reflejos para salvar situaciones complicadas.

En el parcial siguiente Miguel, Dani y Herrera sacaron una pelota nueva y rompieron con la tónica al conseguir el juego del dau. Muchos pensaron entonces que la victoria caería de su lado. Pero cuando el marcador reflejaba 55-50 para los de Miguel, sus rivales dieron la sorpresa al concretar desde el dau (55-55). Acto seguido, Santi, Raúl y Monrabal finiquitaban el encuentro desde el resto.
Pese a la derrota Miguel, Dani y Herrera tienen muchas opciones de acceder a las semifinales ya que la siguiente ronda la jugarán los tres vencedores de la fase en curso y el mejor de los derrotados.

No hubo color
A continuación se jugó la partida a raspall en la que Sergio, Alberto y Miravalles se deshicieron de Guille, Sanchis y Sidahmed por 25-5.
El equipo ganador fue infinitamente superior porque las tres líneas estuvieron más que bien pero también porque sus rivales rindieron muy por debajo de su nivel. En este caso los aficionados se quedaron con las ganas de disfrutar de mayor espectáculo.

Eso sí, de cara a las semifinales hay que quedarse con la seguridad de Sergio detrás y con el ímpetu y acierto rematador de Miravalles. En los medios, Alberto fue un frontón que siempre devolvía la pelota.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine