NATACIÓN

Merche Peris: "Estoy harta, dolida, es una falta de respeto"

Merche Peris critica que la RFEN le impida cerrar su carrera en un Europeo pese a tener la octava mejor marca mundial del año en 50 espalda

06.04.2016 | 11:25
Merche Peris.
Merche Peris.

Campeona de Europa, tercera del mundo y más de cuarenta oros nacionales adornan el palmarés de la nadadora valenciana Merche Peris, que se retira a finales de año y a la que la Federación Española ha privado de hacerlo como ella quería, a lo grande, en el Europeo. Peris, convencida de que con las barras obligatorias de salida hubiera logrado la mínima, no entiende la decisión del comité.

—Para ponernos en situación, se ha quedado fuera de los Juegos Olímpicos y del Campeonato de Europa al no conseguir la mínima en el Campeonato de España, sin embargo aún le quedaba la opción de que el comité técnico de la Federación Española contara con usted y la seleccionara para el Europeo...
—Así es, en los 50m espalda—su especialidad— me quedé a tan sólo una décima de la mínima y teniendo en cuenta que no habían colocado las barras de salida, obligatorias a nivel internacional, yo pensaba que iban a tener algo de consideración y me iban a llevar al Europeo, siendo que además tengo la octava mejor marca mundial del año. Pero al final no ha sido así. Se reunió el comité técnico y la verdad es que no he ni preguntado el ¿por qué? ni le he pedido explicaciones al entrenador porque el sé que ha luchado lo que ha podido para que yo pudiera ir al Europeo, pero no sé ni las razones que habrán dado para no llevarme porque no me apetece ni escucharlas.

—No colocaron las barras de salida obligatorias pero sí mantuvieron las mínimas...
—Es algo incomprensible. Ponen unas mínimas de nivel mundial pero sin ponernos las mismas condiciones que los demás países. Por lo que sé, estuvieron mirando poner las barras pero al final por falta de presupuesto no pudo ser. Entonces, al quedarme a solo una décima del Europeo, pensaba que por tan poco y encima por no tener la barra y hacernos competir en desventaja, el comité lo tendría en cuenta, y me llevaría. Pero no es solo cosa mía, es que ningún velocista español ha hecho mínima ni de Europeo ni Olímpica. Se han pasado tres pueblos con las mínimas y encima sin ponernos las barras. Es incomprensible.

—Está claro que la mínima se consigue en el agua, pero en este caso y teniendo en cuenta la situación, la RFEN podría haberla llevado...
—Yo soy la primera que reconozco que debería haber logrado la mínima en el agua, pero es que yo estoy segura que si llego a tener la barra la hago y de sobra, porque en los entrenamientos con la barra era tres décimas más rápida de lo que fui en la final —en la que por cierto se llevó el oro—. Saben que era mi último Europeo y quería despedirme a lo grande. Me han privado de retirarme como quería, me siento muy decepcionada.

—¿Tanto influye la barra de salida?
—Para los velocistas sí. En distancias cortas la salida es prácticamente lo más importante. Y encima es uno de mis fuertes. En las eliminatorias del 100 ya me resbalé y tuve que remontar como una loca por debajo. Pero es que el colmo es que a un compañero, que también luchaba por las mínimas, se resbaló con las placas que hay y encima los descalifican. Es de juzgado de guardia. La barra te da seguridad, las placas que hay resbalan muchísimo, con la barra te puedes impulsar mucho más. Es el remedio que han puesto para los espaldistas porque las placas resbalan mucho y por eso han puesto las barras, que son de plástico con como un antideslizante que da mucho seguridad. Es que la ‘dichosa’ barra a los espaldistas nos hubiera dado más velocidad y hubiera sido otra cosa.

—¿Cómo se sintió tras conocer la noticia de que se queda fuera?
—Estoy muy tocada. Pensaba que iban a tener un poco de vergüenza y contaba con que me llevarían, pero bueno me han vuelto a decepcionar. Llevo desde el 2004 siendo finalista en los Campeonatos de Europa, y luchando siempre por medallas. Yo ya me voy a retirar y lo peor que me podía pasar ha sido esto, quedarme sin Juegos y encima sin Europeo. Me retiraré en el Campeonato de España, pero claro ahora tengo que animarme un poco porque estoy muy desmotivada y resurgir como siempre.

—Además es la tercera vez que se queda fuera de una gran competición por muy poco y el comité la deja fuera pese a poder repescarla...
—El año pasado para el Mundial fueron tres centésimas y para los Juegos Olímpicos de Londres fueron siete centésimas. No quiero pensar que me tengan manía pero después de tanto años en la selección, la falta de confianza en mí y en mis resultados, como si llevara cuatro días nadando, lo veo como un desprecio. Me siento ofendida. Soy la primera que no quiere que le regalen nada, pero siendo como ha sido duele más.

—Además, usted es una apuesta segura en el 50m...
—Ya saben que yo no voy a fallarles, por eso mismo me siento decepcionada. Me hubiera gustado retirarme a nivel internacional como toca, pero mira lo tendré que superar como la gente se sobrepone a cosas que son tres mil veces peores. Conmigo no pueden. No es la primera vez ni la última que me decepcionan.

—¿Qué duele más o haber conseguido la mínima por si misma o la negativa de la RFEN?
—El desprecio que me han hecho. Me toca mucho la moral no haber logrado la mínima por una décima, que yo sé que puedo hacerla, ademas es que tengo mejor marca. Pero el desprecio constante que estoy sintiendo por parte de la Federación, eso me está dando muy profundo. Porque creo que no me lo merezco. No se por qué, parece que me estén diciendo ‘retírate’. No sé qué les pasa por la cabeza, no se las razones por las que han decidido que Merche Peris no tiene que estar en el Europeo, no he querido ni saberlo. Estoy harta, dolida y me parece una falta de respeto a todos los espaldistas que ni siquiera reconozcan que han tenido un fallo.

—Pero al final la gran perjudicada es la selección española que apenas cuenta con nadadores con mínimas para los Juegos Olímpicos...
—Velocistas ninguno. Y hablamos de nombres como Aschwin Wildeboer o Juanmi Rando, que son finalistas olímpicos, y que han currado como los que más y ni se han acercado a las mínimas, pero ni del Europeo. De espalda solo las han conseguido Duane Da Rocha y África Zamorano pero en el 200m. Esta vez me da igual que me riñan, como otras veces que cuando he hablado me han llamado la atención. Ahora ya más daño no me pueden hacer. Estoy cansada, estoy tan de bajón que no tengo ganas ni de luchar porque además sé que no voy a conseguir nada.

—Lo que nadie le puede quitar es que es campeona de Europa
—Todo lo que yo he vivido no me lo quita nadie. Yo sé lo que he ganado y lo que he trabajado para conseguirlo. De lo malo me olvido pronto y aprendo mucho. He sido campeona de Europa y bronce también, y tercera del Mundo, además de los Campeonatos de España y los Juegos del Mediterráneo. Llevo desde los 15 años en la selección absoluta, son muchos años y por eso quería despedirme bien en el Europeo.

—Ahora a pensar ya en la nueva etapa, ¿preparada para salir del agua?
—Claro, yo tengo que pensar ya en mi nueva vida, en intentar buscarme la vida y empezar algo con ilusión y con ganas. El problema que tenemos la mayoría de los deportistas es que lo que hagamos lo queremos hacer bien y ser los mejores en todo. Entonces, ahora que ya es real mi retirada y tiene fecha, me tengo que poner manos a la obra y pensar en el futuro.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine