FÚTBOL SALA

La policía tiene que sacar a Rivillos de la final

La tensión fue muy grande en el segundo encuentro entre el Inter Movistar y el FC Barcelona Lassa

12.06.2016 | 11:28
La policía saca a Rivillos de la pista.

El Movistar Inter se impuso por 5-3 al Barcelona Lassa en el segundo asalto de la final por el título de la primera división de fútbol sala, remontando un desfavorable 1-3 al descanso, con lo que se sitúa a una sola victoria de proclamarse campeón. Después de acabar con triunfo el primero de los encuentros en este segundo partido en tierras madrileñas la tensión fue evidente, hasta el punto que tuvo que intervenir la policía.

Poco antes de finalizar la primera parte, los locales han reclamado penalti por una entrada de Wilde sobre Pola y las protestas han acabado en una fuerte disputa en la que, Rivillos, que estaba en el banquillo, se ha visto involucrado hasta el punto que un par de policías nacionales han saltado a la pista para apartar al jugador de Inter y se lo han llevado de la pista, como si se tratase de un delicuente. Los ocho segundos que quedaban por disputarse de esta primer mitad acabaron sin problemas.

No se sabe quien dio la orden a los policias para intervenir (árbitros, delegado local,...) o si actuaron por iniciativa propia debido a su proximidad con la tángana, aunque hay que recordar que en la LNFS el arbitraje no depende de la liga, sino que es competencia de la Federación. Finalmente, el incidente no fue a más y la jugada se saldó con tan solo una amarilla para el jugador del Movistar Inter, que pudo seguir jugando sin problemas en la segunda mitad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine