24/09/2016

Jabón y también cera

La dimisión del director de la escuela deja al descubierto que no todo está siendo un camino de rosas en el Ciutat

01.10.2016 | 23:54

No hay duda de que donde Tito ha apretado es en el primer equipo y que digan lo que digan el objetivo del tercer presupuesto en plantilla de Segunda es subir por la vía rápida. Así que con un proyecto a tres años vista es entendible que la cantera no haya sido una prioridad para el director deportivo, obligado a parchear la escuela a mitad de septiembre tras la dimisión este viernes de David Salavert. El equipo sigue líder y el jabón que en alguna que otra sesión de baño y masaje recibe por ello se lo tiene ganado, aunque mucho ojo con los casos que han empezado a aflorar de jugadores en claro peligro de desenchufarse. Lo de Verza y Rafael, el primero reincidente y el segundo por primera vez descarte técnico, se veía venir desde bien lejos y pudiéndose arreglar no se hizo, bien porque no se pudo o porque no se quiso. Casos así hay unos cuantos más con los que Muñiz va a tener que ir lidiando. Atención con esto.

Adiós un 23 de septiembre
Otra huida hacia adelante
Volviendo a la escuela es entendible también que a Salavert se le eche en cara la borrada si es cierto que se comprometió a tirar para adelante después del despido en diferido que fue apartarlo del filial y el División de Honor. Para Tito pesó y mucho el contrato de dos años del entonces hombre fuerte de la cantera, pero el tiempo ha demostrado que aquella decisión estaba más cerca de la cera que del jabón. El problema sigue latente, más todavía habiendo elegido un relevo de la misma cuerda, lo que da a entender que como pasó tras la rebelión de principios de año se va a ir trampeando todo otra vez hasta junio. Suerte a Salavert, aunque no la necesita.

Comprometido reencuentro
El regreso de ´cama´ a orriols
Pasó desapercibido, pero Camarasa volvió esta semana al Ciutat. Fue el jueves por la mañana, en el entrenamiento que hizo el Alavés previo al partido en Mestalla. La oportunidad sirvió para comprobar la distancia que separa al canterano granota del club al que aún pertenece y la falta de sintonía en particular con un Tito allí presente. Camarasa, con el que pese a sus fallos se ha sido injusto y que tiene a unos agentes que se han partido la cara literalmente por él, sigue siendo uno de los mejores activos del club. Que no se olvide.

Nueva fundación en marcha
Tema de formas, no de leyes
Si el Protectorado ha dicho que tiene que hacerse así no queda otra que darlo por bueno porque de temas jurídicos son ellos los que saben. Sin embargo, no es cuestión de leyes sino de formas que los cambios se hayan anunciado antes de aprobarlos sin contactar la Ejecutiva con los patronos.

Más artículos de opinión de Rafa Marín, aquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine