PLANTILLA

De 'patito feo' a MVP de la afición taronja

Era el fichaje menos ilusionante pero ya ha encandilado a La Fonteta

15.11.2016 | 12:07
De 'patito feo' a MVP de la afición taronja

Corría el minuto 27 del encuentro ante el Baskonia y La Fonteta no aguantó más. Después de realizar un tercer cuarto espectacular en el que firmó once puntos, incluido un mate explosivo seleccionado como la mejor jugada de la jornada –Top7 KIA– en la ACB, la afición explotó. De manera espontánea, sin buscarlo, el coliseo taronja comenzó a corear aquello de «MVP, MVP...». Y no, no era un cántico vintage en honor a Vitor Faverani o Justin Doellman, era muy actual y dirigido a Pierre Oriola.

«No me gusta compararme a otros jugadores. Estoy feliz por ayudar al equipo y porque cuando salgo a la pista lo doy todo. También he de agradecer la confianza de Pedro Martínez en los minutos que estoy en la cancha. Lo que quiero es seguir trabajando y mejorando», comentó a SUPER el de Tárrega, para el que «es un lujo formar parte de un club así y encima con una afición que siempre está arropándote. Vayan bien o vayan mal las cosas, la afición siempre está ahí».

Quién lo iba a decir cuando se anunció su fichaje por el Valencia Basket este verano. De hecho, era el menos ilusionante de las cinco nuevas incorporaciones junto a John Bryant, Vladimir Jankovic, Will Thomas y Joan Sastre. Los dos primeros ya no están en el club, mientras que a los dos restantes aún les falta para alcanzar el nivel e implicación exhibida por el pívot catalán. Algo que, en tiempo récord, ha calado muy hondo no sólo en el público de la Fuente de San Luis, sino también en sus compañeros. Más de uno seguía cantándole en el vestuario aquello de «MVP, MVP...» tras el choque del pasado domingo.

«El equipo hizo un trabajo excepcional desde el principio. En defensa estuvimos muy bien, pudimos correr dominando el rebote. Ellos realizaron algunos malos tiros que nos permitieron jugar más cómodo en ataque, y al final se vio nuestro trabajo en ambas canastas. A nivel personal estoy contento, y ahora que esto no pare. Que La Fonteta siga a este ritmo porque así es mucho más fácil jugar y también ganar», destacó Oriola.

Más allá de los muchos intangibles que produce en la pista, a nivel estadístico también está consiguiendo destacar dentro del equipo. De hecho, hasta esta última jornada lideraba el mejor porcentaje en tiros de dos puntos de la Liga Endesa –ahora es cuarto–. «Es la primera vez que tengo un porcentaje tan alto en tiros de dos e intentaremos mantenerlo. Estoy contento porque eso demuestra la generosidad de los compañeros. La verdad es que no es fácil. Tanto Diot, como Van Rossom o Vives me buscan mucho y se lo agradezco enormemente. Durante todo el partido siempre tratan de asistirme, así que una parte de eso es gracias a ello», señaló con humildad.

Es por ello que, pese a que muchos ya empiezan a verle en ese grupo de jugadores que deben protagonizar el relevo generacional de la selección española, Oriola prefiere centrarse en objetivos más modestos pero muy importantes. «Hay varios jugadores que están progresando mucho dentro del baloncesto nacional, que vienen de atrás y con mucho tirón. Mi camino no ha sido fácil hasta llegar aquí. Por eso lo que quiero es seguir trabajando y seguir mejorando, cada día dar un pasito más. Ese es mi gran objetivo y sobre todo ayudar al equipo al máximo», concluyó el pívot taronja, que ya tiene la mente puesta en Ulm.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine