TIBURÓN BLANQUINEGRO

Explosión por Negredo

Más de 14.000 valencianistas se reunen para recibir a ´la bomba´ en otro estallido de pasión en Mestalla

09.09.2014 | 20:05

Álvaro Negredo saltó a Mestalla anunciado por la banda sonora de la película Tiburón. Amenaza brutal para los rivales, sus dentelladas en forma de goles están destinadas a dar una dimensión superior al Valencia CF 2014/15. Su incorporación desde el Manchester City -campeón de Inglaterra-confirma la potencia del proyecto. El nuevo ´siete´ llega con hambre: «Vengo con todo, a trabajar para pelear por objetivos importantes. Creo en el proyecto, tiene muchas posibilidades y se pueden hacer grandes cosas».
El hilo musical fue inmejorable. El escualo blanquinegro tuvo un recibimiento de lujo; a la altura del futbolista que es y de la afición que ya lo ha adoptado.

Tiene el listón alto por la mezcla producida por el discurso de Amadeo Salvo, el trabajo de Rufete, la apuesta de Peter Lim y la proclama de Nuno Espírito Santo: «Va a llegar la bomba, un jugador fantástico. Un muy buen futbolista que va a ayudar mucho al equipo». Negredo fue más moderado que el técnico portugués, pero recogió el guante y mostró una claridad meridiana a la hora de confirmar el objetivo y las ambiciones del equipo: «Vamos a hacer que entre todos explote la bomba... porque yo vengo a sumar, soy uno más y una pieza que debe aportar cosas dentro de una plantilla joven, con ganas de ilusionar y triunfar». Un valor compartido así en el césped como en la grada. De hecho, el acto de presentación comenzó con diez minutos de retraso porque tuvieron que abrirse los fondos después de que Tribuna y Anfiteatro se desbordaran de aficionados. El delantero quedó abrumado por el recibimiento y dejó claro que espera devolver el cariño sobre el campo.

La llegada de Negredo ha consolidado el impacto del nuevo proyecto. Algo que volvió a quedar patente en el coliseo blanquinegro, donde más de 14.000 valencianistas se dieron cita para recibir al ´tiburón´. El ambiente fue espectacular. La presentación fue una locura. Otro estallido de pasión.

Negredo conoce la ciudad y sabe como siente. Su mujer es de L´Eliana. Aquí estará como en casa. Amadeo Salvo lepresentó como uno de los nuestros: «Comparte los mismos sentimientos que los valencianistas gracias a su mujer y su familia». Álvaro sabe lo que es Mestalla: «Uno de mis parientes lloró cuando se enteró de que iba a venir, los abuelos de mi mujer y mi suegro fueron socios del Valencia». Hubo cánticos pidiéndole que besase el escudo de lo Rat Penat i la Senyera, pero el delantero no quiso lucirse de cara a la galería. «Ya habrá momentos para hacer las cosas, cuendo esté jugando y lo demuestre en el campo. Ojalá pueda besar muchas veces el escudo... eso será bueno para todos».
Negredo dejó muy claro que está «donde quiere estar» y donde han apostado verdaderamente por él.

El vallecano no valoró el interés del Real Madrid porque su política y la de sus representantes es la de trabajar las ofertas más favorables para todas las partes. Como remarca siempre Ruefete: «Hemos aspirado a que los jugadores se dejen todo por el escudo y la camiseta». Pellegrini contaba con él, pero una lesión esta pretemporada le frenó. La inversión en su fichaje es la más importante de la historia del club por delante de Joaquín (25 millones de euros). Amadeo Salvo fue claro a la hora de señalar quien será el propietario del futbolista: «El que va a pagar es el Valencia». Cedido esta temporada, el club tiene una opción de compra obligatoria al final del presente ejercicio. El ´siete´ firma pro cuatro temporadas más una quinta opcional.

Pendiente de su lesión
Con 29 años, el delantero vallecano tendrá un rol referencial. Viene del Manchester City, después de ser referencia goleadora en el Sevilla durante casi un lustro. El curso pasado comenzó de forma devastadora en la Premier, hizo 23 goles y todo indicaba que iba a superar los 30 goles sin problemas, pero una lesión en el hombro en enero (producida en la Capital One Cup ante el West Ham) le mermó durante varias semanas y terminó perdiendo el sitio ante Dzeko. Los contratiempos físicos han mermado su momento de plenitud. El pasado 18 de julio, durante un amistoso con el Hearts escocés sufrió una rotura del quinto metatarsiano del pie y en esos casos los tiempos de curación oscilan entre los tres meses y los 166 días. No ha hecho pretemporada y se le espera para finales de noviembre a pleno pulmón. Sus sensaciones son buenas: «Todo va mucho mejor y espero estar disponible lo antes posible. Cada cuerpo médico tiene sus métodos y estos días podremos hablar para ver el tiempo que queda». Juan Albors está en contacto con los galenos del City para correo electrónico, conoce el proceso y decidirá si sigue con el tratamiento conservador o apuesta por la cirugía.

Máxima ambición
El fichaje de Negredo es la constatación de la ambición del Valencia. Un paso al frente y un mensaje directo a sus competidores por las plazas de Liga de Campeones. El objetivo es pelear la próxima temporada ante PSG, Bayern o Chelsea. Esa es la intención de Peter Lim. La plantilla está pensada para rendir a medio plazo, pero también obtener resultados desde ya. El trabajo de la secretaría técnica es óptimo, se han realizado 31 transacciones con un balance positivo. Competir y pelear por todo, eso es lo que se transmite a todos los niveles del club de manera interna y externa. Luego el fútbol y los resultados mandan, pero el objetivo es claro.

Enlaces recomendados: Premios Cine