14 de enero de 2021
14.01.2021
Superdeporte
NBA

Los Lakers amplían su paseo triunfal a domicilio

El conjunto de Los Ángeles se deshizo de los Oklahoma City Thunder (99-128). Marc Gasol aportó 3 puntos, 5 rebotes, una asistencia, 4 tapones y 2 robos frente a una pérdida en 23 minutos

14.01.2021 | 10:30
Los Lakers amplían su paseo triunfal a domicilio

Los Angeles Lakers se deshicieron de los Oklahoma City Thunder (99-128) en una victoria plácida y asegurada ya en el tercer cuarto con la que extendieron su triunfal racha como equipo invicto a domicilio en lo que va de temporada.

Los Lakers han jugado hasta ahora siete partidos fuera del Staples Center de Los Ángeles (EE.UU.) y los han ganado todos.

Con el partido de hoy, los Lakers superaron el mejor arranque de una temporada a domicilio de la franquicia, que hasta ahora era de seis triunfos.

El conjunto dirigido por Frank Vogel tiene ahora 10 victorias y 3 derrotas, un balance que es el mejor de toda la liga y con el que lideran con holgura la Conferencia Oeste.

Una noche más, las dos estrellas de los actuales campeones de la NBA fueron los jugadores más destacados: LeBron James sumó 26 puntos (5 de 8 en triples), 6 rebotes y 7 asistencias; y Anthony Davis consiguió 18 puntos (8 de 13 en tiros), 7 rebotes y una asistencia.

Marc Gasol aportó 3 puntos, 5 rebotes, una asistencia, 4 tapones y 2 robos frente a una pérdida en 23 minutos.

El banquillo de los Lakers gozó de más oportunidades de lo normal, debido a que el partido estuvo controlado de principio a fin, y Montrezl Harrell lo aprovechó con 21 puntos y 6 rebotes.

En esta ocasión, el ataque fue lo que más brilló puesto que los Lakers acabaron el partido con un excelente acierto de cara al aro (49 % en tiros totales y 46 % en triples).

Por parte de los Thunder, que ahora tienen 5 victorias y 6 derrotas y que  sufrieron un pobre 32 % de acierto desde el triple, el máximo anotador fue Shai Gilgeous-Alexander con 17 puntos.

Los de Oklahoma afrontan esta temporada como una de transición y de reconstrucción con muchas caras jóvenes y hoy no contaron con el dominicano Al Horford, que descansó tras haber jugado la noche anterior.

Tras sus dos exhibiciones en Houston frente a los Rockets, los Lakers pisaron el acelerador desde el principio con un Davis inmenso en la pintura.

El pívot anotó 12 puntos en el primer cuarto que dispararon a los angelinos, aunque Gilgeous-Alexander contrarrestó con ocho puntos en el mismo parcial para mantener el marcador en una distancia manejable (21-30).

Después le llegó el turno a James, que tomó el mando de la ofensiva de los Lakers con dos triples seguidos en el ecuador del segundo cuarto (32-46).

Los de púrpura y oro llegaron a dominar el encuentro entonces por más de veinte puntos, pero la intensidad y entrega de unos Thunder bastante revoltosos unidas a los problemas para cerrar el rebote de los Lakers volvieron a estrechar el partido antes del descanso (46-58).

Daba la impresión de que los Lakers no acababan de forzar la máquina, como si reservaran energía para cuando de verdad quisieran finiquitar el partido.

Ese momento llegó en el tercer cuarto con un parcial de 4-16, incluido un triple más tiro adicional de James, que colocó las cosas para los Thunder ya en el terreno de lo milagroso (50-74).

A partir de ahí los Lakers flirtearon con ampliar su ventaja hasta los 30 puntos, pero al final un excepcional triple sobre la bocina desde su propio campo de Hamidou Diallo redujo algo la sangría (71-93).

El último cuarto ya no tuvo ningún tipo de tensión competitiva y los Lakers lo emplearon para dar descanso a sus principales jugadores de cara al duelo que les enfrentará el viernes en casa ante los New Orleans Pelicans.

Doncic estuvo cerca del triple-doble en vuelta triunfal de Porzingis

El base esloveno Luka Doncic se acercó al triple-doble y llevó este miércoles a los Mavericks de Dallas a una victoria como visitantes por 93-104 sobre los Hornets de Charlotte, a los que rompió racha de cuatro triunfos seguidos.



Mientras que Rick Carlisle, de los Mavericks, se convirtió en el entrenador número 16 en la historia de la NBA en ganar 800 partidos como profesional.

Los Mavericks han ganado cuatro partidos seguidos después de iniciar el campeonato con marca perdedora de 2-4.

Doncic consiguió 34 puntos, 13 rebotes y nueve asistencias para los Mavericks, siendo una vez más el jugador que decidió el triunfo del equipo tejano que ahora tiene marca de 6-4.


El alero Tim Hardaway Jr. logró 18 tantos y el pívot letón Kristaps Porzingis agregó 16 puntos en su regreso de una lesión de rodilla derecha.

Porzingis jugó por primera vez desde que el pasado octubre se sometió a la operación para que los doctores le reparasen el menisco de la rodilla derecha que tenía desgarrado.

Carlisle, como había adelantado, mantuvo a Porzingis bajo el protocolo de un "rango de minutos" en el que espera que Porzingis pueda jugar y se vaya adaptando a la competición sin que corra ningún riesgo de sufrir algún tipo de problema físico.

Tras el partido disputado frente a los Hornets, Carlisle, que le dio 21 minutos como titular, dijo sentirse muy satisfecho por la manera como respondió y reaccionó en el campo.

Porzingis anotó 6 de 16 tiros de campo, incluidos 4 de 9 triples, sin que fuese a la línea de personal, al no buscar demasiado el contacto físico bajo los aros aunque capturó cuatro rebotes defensivos, puso dos tapones y cometió tres faltas personales. "Ha sido una buena experiencia porque me he sentido bien y además ayudé al equipo a conseguir la victoria y mantenerse por el camino ganador", comentó Porzingis al concluir el partido. "Ahora, espero ir a más a medida que tengo minutos en el campo".

Porzingis destacó la buena sintonía que tuvo de inmediato con el resto de los compañeros y la manera como se comunicó con Carlisle para asegurarle que todo marchaba bien en el transcurso del tiempo que estuvo en el campo.
Los Hornets (6-6), que habían llegado encendidos al partido, nunca pudieron con el mejor juego ofensivo de los Mavericks, pero sobre todo no encontraron la manera de controlar las acciones individuales de Doncic, que fueron las que al final hicieron la diferencia.

El escolta Terry Rozier, que logró 18 puntos, acabó de máximo encestador de los Hornets, que como equipo tuvieron apenas un 38 (38-100) por ciento de acierto en los tiros de campo y el 26 (10-38)% desde fuera del perímetro.
El ala-pívot P.J. Washington agregó doble-doble de 16 puntos y 10 rebotes como líder del juego interior de los Hornets, mientras que el alero Gordon Hayward perdió el duelo individual con Doncic al acabar con otros 16 tantos, pero lejos de su mejor producción individual.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook