El diario El Mundo ha elaborado un detallado reportaje sobre el tema más televisivo del momento. Sí, el que cuenta las miserias de la relación que mantuvieron Rocío Carrasco y Antonio David Flores. La mayor esencia de la telebasura está llenando horas de programación y debate que ha llegado incluso al ámbito político. En estos casos en los que el espectáculo se impone al periodismo, tanto la postverdad como el enjuiciamiento público se imponen, ya se sabe.

A finales de marzo empezó la 'docuserie' de Rociíto y Telecinco despidió de manera fulminante al exagente de la Guardia Civil. Las acusaciones eran eso, acusaciones. La palabra de la que fuera protagonista de decenas de portadas de la prensa rosa se ha tomado como verdad irrefutable... pero aquí es donde entra en juego El Mundo. No es que la presunción de inocencia hubiera sido atropellada por el programa de Mediaset, es que directamente la verdad demostrada fue enterrada por la versión parcial de una mujer cargada de papeles con los que pretendía demostrar su versión. Pero nada más lejos de la realidad.

El Mundo saca a la luz la documentación judicial que contrapone a Rocío Carrasco y da la razón a Antonio David. El diario sacará a la luz las diferentes sentencias en las que los jueces desestiman los presumibles "malos tratos" que denuncia Rocío Carrasco y que ponen a Antonio David Flores en el paredón mediático. En el primer artículo, que ha salido a la luz en la edición de este lunes día 12 de abril, desmontan la versión de Rocío Carrasco al mostrar lo que dijo la justicia sobre las acusaciones de Rociíto contra Antonio David Flores.

Tal y como confirman en el citado medio, hasta en dos veces, Rocío Carrasco vio rechazada su petición de malos tratos contra su exmarido. La primera de ellas tuvo lugar en diciembre del 2016, cuando la demandante presentó una denuncia «por un delito de lesiones psicológicas» contra Flores. A pesar de que un un principio, la juez se puso a favor de la demandante y acordó «la continuación de los trámites del procedimiento abreviado», Flores recurrió y la resolución fue a favor del ex guardia civil. Tras ocurrir esto, los abogados de Rociíto llevaron la demanda hasta el Tribunal Supremo, que rechazó el recurso de casación y el posterior de queja.

La segunda vez tuvo lugar tres años después, en el año 2019, cuando Rocío Carrasco presentó un escrito contra Flores ante el Juzgado de Violencia de Género sobre la Mujer nº1 de Alcobendas en el que solicitaba «la apertura de diligencias» y la «ampliación de la denuncia» que había presentado años anteriores y que se había desestimado. Esto ocurrió en el mismo año en el que Antonio David Flores entraría a participar, en septiembre, en 'Gran Hermano Vip' y su hija, Rocío Flores, se sentaba en el plató para su defensa. Fue precisamente cuando Rociíto conoció la noticia cuando, semanas antes del estreno televisivo, intentó presumiblemente quitarse la vida. Pero este es otro asunto. Estaremos atentos al resto de reportajes del diario sobre el asunto Rociíto.