Ana Rosa Quintana no sale de un charco y ya está metido en otro. La periodista ya fue acusado hace unos días por su falta de sensibilidad en el crimen de las niñas de Tenerife. Lo quería contar todo y con todo detalle, por impactante o morboso que fuera. Ahora no ha estado acertada en su comentario referente al crimen machista de Wafaa, una joven de 19 años que llevaba dos años desaparecida. Un hombre de 30 años, que ya ha ingresado en prisión, es su asesino confeso. Y a ella no se le ocurre otra cosa que decir esto. Las redes atizaron a la presentadora por su comentario.