19 de septiembre de 2020
19.09.2020
Superdeporte

La primera de Gil Manzano en la frente

Cuando mejor estaba el Valencia CF llegó el segundo gol del Celta pero que no sirva como atenuante de nada porque no hay nada que atenuar

20.09.2020 | 00:40
La primera de Gil Manzano en la frente

Cuando mejor estaba el Valencia CF llegó el segundo gol del Celta pero que no sirva como atenuante de nada porque no hay nada que atenuar. En la derrota del Valencia CF hay situaciones que analizar y sobre todo, situaciones que hay que volver a repetir. Este equipo necesita refuerzos. Y las posiciones más urgentes están muy claras: La defensa y el centro del campo. Lo que ya no tengo tan claro es si el centrocampista que se necesita ha de ser ofensivo o defensivo... La competición es lo que tiene, que es cruel y te pone donde toca, es decir, está muy bien echar mano de la cantera, pero solo con cantera no se compite.

Peter Lim y Anil Murthy han de saber que el Valencia CF además de una empresa, es la ilusión y el sentimiento de mucha gente. Ese concepto les debería llevar a entender que el Valencia CF tiene que intentar competir y no limitarse a fabricar futbolistas para revalorizarlos con el tiempo. Mestalla no puede el parquet de una bolsa de valores. El club pone el acento en la cuestión económica para explicar la ausencia de fichajes y la verdad es que uno agradece las explicaciones más que nada porque no es coherente criticar porque no se explica nada y criticar cuando sí se explica, pero sucede que a las gentes que toman las decisiones en el Valencia CF hay que exigirles que aún en tiempos de crisis y penuria económica, han de tener la suficiente destreza, capacidad y sabiduría para reforzar el equipo.

El entrenador no está pidiendo a Pogba o a Piqué. No quiero ser cruel, pero han de ser lo suficientemente aptos como para poder mejorar lo que Gracia tiene en plantilla. Lo ideal sería que ficharan dos centrocampistas, un organizador y un pivote defensivo, y dos defensas centrales, pero uno ya no sabe qué pensar. Otro aspecto a tener en cuenta es que en dos partidos has encajado dos goles. Una de las reflexiones tras la victoria ante el Levante UD fue si este equipo se obliga a meter tres o cuatro goles para ganar un partido ganará pocos, y solo unos días después queda claro. Es equipo tiene que ser capaza de marcar un gol fuera de casa y ganar o empatar. Fichar ayudará a ello.

Por último, está el tema del árbitro. El Valencia CF mereció perder pero si puedo empatar sin merecerlo no ha de ser el colegiado quien lo decida. Y el señor Gil Manzano y el VAR le birlaron al Valencia CF dos penaltis claros y por lo tanto le privaron de la posibilidad de sumar un punto. Uno en el último suspiro de Hugo Mallo sobre Gayà en el que el defensa gallego se desentiende del balón y empuja al capitán, y otro muy similar de Aidoo sobre Manu Vallejo. Por no hablar de que le perdonó la segunda amarilla a Tapia por manos o que no Hugo Mallo no vio tarjeta amarilla... Lo digo como lo pienso a otro equipo cuyo nombre no quiero recordar, le pitan penalti. Y yo que creí que el VAR venía a hacer más justo el fútbol...

Más artículos de opinión de Carlos Bosch, aquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook