Para que se produzcan nuevos fichajes, el Elche CF debe comenzar a soltar lastre. Las primeras salidas del club podrían estar cerca. Varios jugadores tienen la etiqueta de transferibles y el director deportivo, Nico Rodríguez, ya avisó de que la intención del club es incorporar entre diez y doce futbolistas, por lo que se debe producir la marcha de jugadores.

En el disparadero hay dos, Ramón Folch y Luismi Sánchez, que los medios de comunicación locales de Sabadell y Oviedo, respectivamente, ya colocan en sus equipos. Cifu es otro de los señalados. El defensa tiene ofertas del extranjero, pero prefiere España. 

Una de las salidas que podría confirmarse en las próximas horas por parte del Elche es la de Luismi Sánchez, al que le queda un año de contrato. El centrocampista gaditano solo jugó 11 partidos en LaLiga la temporada pasada, la mayoría solo los últimos minutos, y dos en Copa del Rey. A sus 29 años, este jugador de 1.80 de altura, consiguió recuperar el balón en 11 ocasiones y completó 97 pases en sus intervenciones ligueras. 

El interés del Cuco Ziganda por Luismi es conocido. El entrenador del Real Oviedo ya lo tuvo a sus órdenes hace dos temporadas. Y cuenta con él en un equipo en Segunda División que quiere aspirar a subir a Primera. También bebían sus aguas otros clubes como la Ponferradina, que ha estado cerca pero al parecer no llegó a las pretensiones económicas.

Por su parte, Ramón Folch ha pasado la temporada en el Tenerife, cedido por el Elche. En tierras isleñas ha jugado en Segunda División y Copa del Rey 25 partidos.