Dos empates consecutivos que dejan a España con la obligación de ganar a Eslovaquia. Solo cinco victorias en catorce encuentros desde el regreso de Luis Enrique Martínez al cargo de seleccionador. Obligado a buscar soluciones, introducirá cambios junto al regreso del liderazgo que añoraba con Sergio Busquets.

Luis Enrique ha utilizado a 16 de sus 24 jugadores en las dos jornadas disputadas. Junto a los porteros David de Gea y Robert Sánchez, aún no han debutado los defensas César Azpilicueta, Diego Llorente ni Eric García. Tampoco acudió a Adama Traoré como solución al atasco ofensivo por estar recién recuperado de un problema muscular. A Sergio Busquets le impidió jugar el coronavirus.

Demostrará Luis Enrique su cintura o la perseverancia, en un momento de crítica a sus apuestas. De una lista cuestionada se ha pasado, por dos empates inesperados ante Suecia y Polonia, a cuestiones deportivas. De un encuentro a otro sólo realizó un cambio para mantenerse fiel a su línea de no repetir once. Gerard Moreno entró por Ferran Torres en la segunda jornada. Para la resolución del grupo se esperan más novedades.

Está por ver si retoques tácticos, de inicio impensables con un Luis Enrique fiel al 4-3-3, que ni en la segunda parte ante Polonia retocó, cuando fue empatado y se apagaron las ideas ofensivas, sin recurrir a los extremos y a jugar con dos puntas como Álvaro Morata y Gerard Moreno bajo un 4-4-2. En el polo opuesto, sustituyó a ambos y acabó con la figura de 'falso nueve' con la entrada de Mikel Oyarzabal.

España prepara la 'final' ante Eslovaquia a puerta cerrada y con máximo secretismo. Se esperan novedades en todas las líneas. La opción de que José Luis Gayá de un respiro a Jordi Alba en el costado izquierdo, la oportunidad de ceder a una petición popular, liberar a Marcos Llorente de la atadura en el lateral derecho para dar entrada a Azpilicueta.

Como es habitual en los grandes torneos, la selección española lidera la clasificación de pases, un total de 1712, completados 1513, un 88 por ciento de acierto, pero le falta verticalidad, un jugador que rompa líneas en los últimos metros, asista o marque. Es el perfil de Marcos Llorente en el Atlético de Madrid. El centrocampista más goleador de la última Liga y con mayor incidencia en área rival.

El dominio del balón de España no se ha materializado en goles. Un solo en 28 disparos. Apenas diez a portería. Le falta contundencia a la selección y las opciones de Luis Enrique pasan por retocar el equipo de centro del campo hacia arriba. Busquets tomará el mando y en adelante no se descarta nada. La posible entrada de Thiago buscando mayor peligro con el pase entre líneas, la velocidad de Fabián, la opción de Adama pegado a banda.

La figura de Álvaro Morata es intocable en punta para Luis Enrique. A la confianza respondió con el único gol de España en el torneo ante Polonia. Gerard Moreno tuvo protagonismo y Mikel Oyarzabal pide paso tras tener apenas 19 minutos en el torneo. Son las opciones de Luis Enrique para dar un giro que necesita España para cambiar el paso en una Eurocopa que comenzó alejada de su identidad.

Minutos de España en la Eurocopa Marcos Llorente - 180 minutos

Jordi Alba - 180

Pedri - 180

Laporte - 180

Pau Torres - 180

Unai Simón - 180

Rodri - 156

Koke - 155

Morata - 153

Dani Olmo - 135

Ferran Torres - 103

Gerard Moreno - 84

Pablo Sarabia - 46

Fabián Ruiz - 25

Thiago Alcántara - 24

Oyarzabal - 19