Polémica en la previa a la final de la Eurocopa 2020 entre Inglaterra e Italia. Miles de aficionados ingleses han marcado la previa de la gran cita en Wembley con su nefasto comportamiento: se han producido cargas policiales por un lamentable e incívico comportamiento y por la aglomeración en las afueras del estadio de Londres.

Cientos de hinchas han hecho botellón y no respetaron los protocolos anti COVID antes de la final... Pero no solo eso, el pasillo que conduce al estadio donde juega habitualmente la selección fue llenándose de gente hasta que, parte de los aficionados, lograron romper el cordón policial y meterse al campo sin entrada. El ambiente fue crispándose con el paso de los minutos y se vieron lamentables imágenes basadas en botellas, cervezas y pelotas de fútbol lanzadas por los aires.