Álvaro Morata no ha empezado mal la temporada en la Juventus de Turín. El delantero español lleva 3 goles en un puñado de minutos, aunque una rotura de fibras le dejó fuera de la convocatoria en el último duelo frente al Torino.

El internacional lleva 144 partidos oficiales disputados con los italianos, anotando 50 goles y otorgando 31 asistencias, algo más que notable para un delantero que prácticamente nunca lanza penaltis ni faltas. Su valor de mercado es de 45 millones de euros y la opción de compra de la Juve es de 35 kilos, por lo que está todavía en el aire su futuro la próxima temporada. En cualquier caso, novias nunca le faltarán a un atacante de su categoría y experiencia internacional.

Aquí es donde entra en juego el Tottenham. Los ingleses temen que Harry Kane tenga un futuro alejado de la entidad de manera definitiva y es que el pasado verano ya pidió su salida... aunque sin querer insistir demasiado. En caso de que la Juve no ejerza la opción que tiene sobre Morata, todo apunta a que Simeone preferirá que se le busque acomodo en otro equipo, no por su incuestionable calidad, sino porque tiene demasiadas fichas en la posición de ataque.