Con Mauricio Pochettino continuamente cuestionado en el banquillo del PSG, la llegada de Zinedine Zidane es un secreto a voces en París cuando acabe la actual temporada.

Ahora bien, su llegada al PSG está condicionada a la salida de Leonardo, actual director deportivo, que acapara mucho poder en el club parisino y con el que es sabido que no mantiene buenas relaciones

El ex jugador del Valencia CF está siendo muy criticado por aficionados, periodistas e incluso se cuestiona su labor dentro del propio club.

En este sentido, todo apunta ahora a que el PSG habría encontrado una solución Zinedine Zidane aprobaría. Y es que recientemente los medios cercanos a la entidad apuntan a que el delantero Zlatan Ibrahimovic podría convertirse en el nuevo director deportivo del club.

Un fichaje nada descartable si tenemos en cuenta la confesión del jugador en su último libro. El sueco, que pasó por el PSG durante cuatro temporadas, comenta: “Verano de 2021. Es cierto, me ofrecí al PSG, pero no como futbolista. Como director deportivo. Llamé a Nasser Al-Khelaïfi, el presidente, y le ofrecí: ‘Si no renuevo mi contrato con el Milan, vengo al PSG y pongo orden a su equipo’. Nasser se rio, pero no dijo que no. El día que yo quiera ser director deportivo del PSG, lo seré “. Ahí es nada.