El Real Madrid tendrá un verano movidito con total seguridad. Es un mercado de fichajes estratégico para Florentino Pérez con el objetivo de Kylian Mbappé entre ceja y ceja. Muchos movimientos pueden ocurrir en la plantilla del Madrid y el club ya está preparando el terreno.

Una de las claves será la de renovar y oxigenar una plantilla que cuenta con piezas veteranas con altas fichas y bajo rendimiento. Isco, Marcelo, Bale son algunos de los nombres que abandonarán el Bernabéu pero pueden no ser los únicos.

El sacrificio del Madrid para fichar a Haaland

Barça y Madrid centran todos los rumores para hacerse con el delantero noruego el próximo verano. Aunque el objetivo número 1 del Real Madrid es Mbappé, Florentino hace cuentas para poder firmar a la pareja en verano.

Haaland es la otra estrella que quiere el Madrid para darle la vuelta a la plantilla. La intención firme del delantero es abandonar el Borussia Dortmund de cara a la próxima temporada. Ante esa posibilidad solo equipos como Barcelona, PSG o Madrid parece que han presentado una candidatura seria para hacerse con Haaland.

Sin embargo es una contratación que exige sacrificios. Uno muy doloroso para el aficionado del Madrid. La llegada de Haaland podría suponer la marcha de Karim Benzema, líder goleador del Madrid en los últimos tiempos.

A sus 34 años y con solo un año más de contrato, Florentino Pérez está sopesando lanzarse a por Haaland. Benzema tendría el interés del PSG, pendiente siempre de los movimientos del resto de grandes de Europa.

No obstante su traspaso estaría cifrado en ochenta millones de euros para aprovechar y sacar tajada también de cara a seguir remodelando la plantilla. Al parecer Florentino Pérez no está dispuesto a sacar la billetera para renovar a Benzema y eso puede ser un contratiempo para su continuidad en el Bernabéu.