Desde que Giovani Lo Celso aterrizó en La Cerámica en el pasado mercado de fichajes de invierno, se ha convertido en un jugador fundamental para Unai Emery. El argentino llegó al Villarreal procedente del Tottenham, equipo en el que no tenía hueco y donde Conte no contaba con él. 

Bajo las órdenes del técnico vasco, ha disputado un total de 22 partidos, 16 en liga y 6 en Champions en los que ha anotado un tanto y dado otra asistencia. Lo Celso ya estuvo en LaLiga vistiendo la elástica del Betis y donde rindió a un gran nivel, provocando que los Spurs pagasen 32 millones de euros al club verdiblanco

Objetivo: abaratar el fichaje 

El Villarreal quiere rebajar a unos 20 millones el traspaso del centrocampista argentino. El deseo de Lo Celso es el de continuar en La Cerámica y su intención será clave para cerrar el fichaje y abandonar el club londinense, donde Conte no cuenta con él.