El Mallorca ha hecho oficial la llegada de Sergio Rico a Son Moix. El portero sevillano, que no tenía minutos en el Paris Saint-Germain, se incorpora en calidad de cedido al equipo de Luis García Plaza. De este modo, el equipo balear se refuerza con una alternativa a Manolo Reina bajo los palos.

Sergio Rico vivía a la sombra de Donnarumma y Keylor Navas en París. El andaluz llega a Palma tras disputar 24 partidos en los dos últimos años y medio y solo uno en la presente campaña. Sin embargo, seguía teniendo cartel en LaLiga y no ha pasado desapercibido para el Mallorca.

El equipo bermellón ha anunciado la cesión del guardameta con un original vídeo que ha compartido en sus redes sociales. En él aparece el jugador haciendo de portero, pero no bajo los palos sino en las taquillas del Visit Mallorca Estadi. "Aquí no pasa ni Dios", bromea.

Rico ya trabaja a las órdenes de Luis García Plaza y podría debutar este mismo sábado contra el Villarreal en el Estadio de la Cerámica. El hispalense podría relegar a la suplencia a toda una institución en el Mallorca como Manolo Reina.