Red Bull tuvo una temporada para recordar. La escudería de la bebida energética volvió a saborear la gloria en el Mundial de Pilotos con el triunfo agónico de Max Verstappen sobre Lewis Hamilton en la última carrera del campeonato de Fórmula 1. Sin embargo también fue un gran año para Sergio Pérez, el mexicano fue fundamental en las últimas carreras para ayudar en su objetivo al neerlandés, más allá de la maravillosa defensa a Hamilton y a su Mercedes en Abu Dhabi.

Pérez: De la retirada de la F1 a segunda victoria

Pérez, que ya ha reconocido en más de una ocasión que meditaba retirarse de no haber llegado la oferta del equipo de Chris Horner, ha tenido altibajos durante la temporada a la hora de adaptarse con el coche. No obstante brilla con luz propia la maravillosa victoria cosechada en Bakú y su podio en casa, ante la afición mexicana que vibró con Checo. Aunque solo haya podido cosechar cinco podios, Pérez ha dado el salto de rendimiento que buscaba Red Bull en su segundo piloto.

Checo Pérez, piloto de Red Bull. EFE

Aun así hay algunos que critican el buen nivel que ha dado Checo como es el caso del ex de la marca austríaca, Pierre Gasly, ahora en Alpha Tauri. “No voy a mentir. Es difícil entregar una temporada como ésta. Y cuando me comparo con los que tuvieron la oportunidad de un asiento en Red Bull, es decepcionante. Según los números y los resultados, tuve un rendimiento mejor que el de cualquier otro miembro del equipo".