Es un día que no va a olvidar nunca y además haciendo un auténtico carrerón. Carlos Sainz se ha hecho con su primera victoria en la Fórmula 1 en una carrera en la que ha pasado de todo.

La resalida tras el accidente de Guanyu Zhou permitió a Sainz mantener su posición con Verstappen en las primeras vueltas. Sin embargo perdió el control de su monoplaza saliendo mínimamente de la pista. Segundos y velocidad que aprovechó el neerlandés para colocarse primero.

Con el paso de las vueltas Verstappen sufrió un problema en su monoplaza por el que fue perdiendo tiempo. Más tarde el abandono de Ocón en plena recta obligó al director de carrera sacar el Safety Car. Esta circunstancia la aprovecharon todos los pilotos menos Leclerc para poner una goma nueva. El monegasco se mantuvo en pista y fue adelantado por su compañero con neumáticos con menos vueltas. También lo hizo Pérez y Hamilton, Alonso se quedó a las puertas, pero ahí Sainz ya cabalgaba hacia la victoria

“No ha podido terminar mejor y no ha podido ser más difícil. Con todo lo que ha pasado en la carrera… Hemos sufrido pero hemos mantenido la cabeza baja, tranquila, intentando mantenernos en la carrera por si pasaba cualquier cosa, hemos aprovechado la oportunidades”, resumía contento a los micrófonos de DAZN España.

Esa emoción demostraba por la radio con el primer mensaje a su ingeniero antes de bajarse del monoplaza: “Lo conseguimos. Lo conseguimos”, exclamaba el piloto español a través del micrófono.