Tener un alto índice de colesterol supone un riego cardiovascular que puedes evitar su regulas tu alimentación. Parece sencillo, pero has de dar con la tecla.

El problema llega cuando este lípido (del tipo esterol) se reproduce con facilidad y acaba teniendo un efecto negativo en la sangre.

¿Qué es el colesterol?

El colesterol es una sustancia grasa natural presente en todas las células del cuerpo humano y que es necesaria para el funcionamiento normal de nuestro organismo.

¿Cómo funcionan el colesterol bueno y el colesterol malo?

Tener ciertos índices de colesterol es bueno y necesario en nuestro cuerpo para la correcta función del organismo.

La mayor parte del mismo se reproduce en el hígado, aunque también se podría producir el colesterol con la ingesta de ciertos alimentos.

¿Para qué sirve el colesterol? Funciones

  1. Interviene en la formación de ácidos biliares, vitales para la digestión de ciertas grasas
  2. Los rayos solares lo transforman en Vitamina D, protectora de las células de la piel de agentes químicos
  3. Con él se forman ciertas hormonas, como las sexuales y las tiroideas

Como ya habrás visto, tener niveles de colesterol considerados como normales es necesario. Por eso se habla de colesterol bueno (HDL) y también de colesterol malo (LDL).

Colesterol, todo lo que debes saber: Estos son sus riesgos y su repercusión en nuestro organismo

Colesterol, todo lo que debes saber: Estos son sus riesgos y su repercusión en nuestro organismo

¿Qué es el colesterol malo? Sencillo, LDL significa lipoproteínas de baja densidad en inglés. A veces se le llama colesterol "malo" porque un nivel muy alto de LDL deriva en una acumulación de placas en las arterias.

Por qué es tan importante revisarse el colesterol

El peligro del colesterol en la sangre

En el momento en el que se acumula un exceso de partículas de colesterol en la sangre, esta sustancia grasosa puede acumularse en las paredes de las arterias y entonces formar depósitos, también llamados placas, que obstruyan la correcta circulación.

Los depósitos sanguíneos podrían estrecharse e incluso bloquear las arterias. En el peor de los casos, incluso las placas podrían reventar y formar coágulos de sangre.

Niveles normales/aceptables de colesterol en la sangre

De acuerdo a la Fundación Española del Corazón, estas son las cifras o niveles normales de colesterol

Colesterol total

  1. Normal: menos de 200mg/dl
  2. Normal-alto: entre 200 y 240 mg/dl. Se consideraría hipercolesterolemia a los niveles superiores a 200 mg/dl
  3. Alto: por encima de 240 mg/dl

Riesgos de tener el colesterol alto

Entre las diferentes afecciones médicas que pueden causar tener altos niveles de colesterol, se incluyen:

  • Diabetes
  • VIH o SIDA
  • Lupus
  • Hipotiroidismo
  • Enfermedades renales
  • Acné
  • Cáncer
  • Ritmos cardíacos irregulars
  • Presión arterial alta

Un grupo de alimentos para reducir el colesterol

Un estudio reciente de la Universidad de Harvard ha desvelado cuál es el mejor alimento para aportar en la lucha por reducir nuestros niveles de colesterol.

La escuela de posgrado de Harvard, a través de la JAMA Internal Medicine y el Americal Journal Of Hypertension, ha establecido que hay una alimento especialmente bueno para regular el colesterol.

Se trata de las lentejas, aunque en el fondo valdría con cualquier tipo de legumbres como garbanzos y/o alubias. Con su consumo habitual se asocia un menor riesgo de desarrollar patologías como la tensión arterial o el colesterol alto.

La ingesta de legumbres reduce el riesgo cardiovascular GettyImages

Los beneficios de las legumbres

Este grupo de alimentos debería incorporarse en nuestra dieta en torno a 2 o 3 veces por semana, según las recomendaciones de dieta mediterránea. Su alto contenido en fibra, hierro, o potasio ha demostrado contribuir a reducir el colesterol, la presión arterial y mejorar la salud cardíaca, además de ser ideales en dietas de adelgazamiento para controlar el peso.

Te puede interesar:

Existen multitud de maneras de tomarlas, sin olvidarnos de las recetas frías para esta temporada del año. Además, los componentes antinutrientes que contiene que pueden limitar la absorción de algunos minerales desaparecen cuando las cocinamos.