Este martes Internet ha vivido una desconexión global poco frecuente. Y es que un fallo en el funcionamiento de Fastly, un popular proveedor de servicios en la nube estadounidense, ha llevado al apagón de páginas webs de millones de compañías como GoogleAmazonTwitterSpotify Twitch, así como de grandes medios de comunicación en todo el mundo, algo que también ha afectado al funcionamiento de las webs de este grupo, Prensa Ibérica - Grupo Zeta.

La interrupción se ha producido a las 11:58 de la mañana, cuando Fastly ha publicado una notificación con el mensaje: “Actualmente estamos investigando el impacto potencial en el desempeño de nuestros servicios CDN”. Es entonces cuando las webs de miles de servicios han caído o se han visto alteradas, lo que ha intrigado a los usuarios.

Rápidamente, la compañía de computación en la nube ha explicado que estaba trabajando para resolver el fallo que ha causado el apagón, que aún no se ha concretado a qué se debe. A las 12:57, casi una hora después de su paralización, las webs ha empezado a volver a funcionar, un reinicio de la conexión que se está dando de forma escalonada dependiendo del país en el que vivas. “Se identificó el problema y se aplicó una solución. Los clientes pueden experimentar una mayor carga de origen a medida que regresan los servicios globales”, han explicado.

El fallo también ha perjudicado a las webs del gobierno del Reino Unido, lo que ha dejado a sus ciudadanos sin poder renovar sus pasaportes, obtener permisos de conducir, solicitar ayudas públicas o hacer la declaración de la renta.

¿Por qué ha pasado?

Este episodio pone de nuevo en relieve la falta de descentralización en Internet y la concentración de poder en pocas manos. Fastly es una empresa que provee servicios en la nube, o lo que es lo mismo, un espacio virtual para que esas webs puedan funcionar. Las plataformas digitales y empresas mediáticas antes mencionadas, así como otras de miles, se han visto afectadas porque todas usaban los servicios de Fastly.

La nube es el sistema informático que funciona como columna vertebral de Internet y que almacena miles de millones de datos de los usuarios. En los últimos años la batalla para hacerse con el jugoso mercado de la nube se ha acentuado. Amazon Web Services (AWS) es su claro líder con una cuota del 32% del mercado, mientras que sus rivales, Azure (Microsoft) y Google Cloud se quedan con un 20% y un 9% respectivamente.