13 de febrero de 2012
13.02.2012
INTERNACIONAL

Tévez confiesa que casi llega a las manos con Mancini

El argentino, que ha pedido perdón por todo lo sucedido, se reincorporará al Manchester City este martes.

13.02.2012 | 22:26

El argentino Carlos Tevez, quien este martes regresará a Inglaterra para reincorporarse al Manchester City, confesó hoy que casi llega a las manos con el técnico Roberto Mancini, pidió perdón a los seguidores de su equipo y dijo que en su nueva etapa en el club su objetivo es ganarse "a la gente de nuevo".

"Un día en un partido con el Newcastle, casi nos vamos a las piñas, nos tuvieron que separar. Al otro día, nos sentamos a hablar y quedó todo bien. Es raro todo esto por la relación que tenía con él, que era buena, no mala. Hasta decíamos chistes y todo", dijo Tevez en una entrevista con la cadena Fox Sports.

'El Apache' quedó apartado de la dinámica del equipo británico desde el pasado septiembre, tras mantener una discusión con Mancini, al parecer por negarse a abandonar el banquillo y entrar en la cancha durante un partido de Liga de Campeones en Alemania contra el Bayern Múnich.

Según el atacante, se "dijeron cosas inventadas" sobre lo que sucedió en aquel partido.

"En ese partido calenté parte del primer tiempo. En el vestuario Mancini dio la charla normal, salimos al segundo y me manda otra vez. Voy enojado y sorprendido porque era otra cosa que se sumaba: decía que estaba mal físicamente y no era así. Me había sacado la cinta de capitán sin decirme nada y por eso estaba fastidioso y mal", contó hoy el jugador.

"Mancini hizo un cambio defensivo y me fui a sentar al banco porque parecía que quería evitar comerse cuatro antes que empatar. Ahí salió (Edwin) Dzeko y se putearon (insultaron) en su idioma, un quilombo (lío). Ahí me vio en el banco y como estaba caliente, me mandó otra vez como un perro a calentar. Como me lo dijo mal, me negué", relató.

"Si me quería para jugar, yo estaba listo, pero como él estaba nervioso, me puteó y me dijo un montón de barbaridades. Yo estaba tranquilo, sentado en el banco y hablando con Zabaleta como se vio", añadió el jugador al contar su versión de los hechos en aquel polémico incidente.

Tevez dijo que los dirigentes del Manchester City "fueron mal informados" sobre lo sucedido y que se sintió dolido al ver cómo los seguidores del club le insultaban y quemaban su camiseta.

"Hice muchas cosas por el club. No tengo un recuerdo cariñoso de los hinchas, pero se les mintió mucho con mi situación y ahora, estando más frío, los entiendo. No tenía merecido su trato", consideró.

"Si me equivoqué o eso piensa la gente, el club o Mancini, pido perdón. Más allá de que no pienso que me haya equivocado, lo hago. Estoy dispuesto a volver y jugar con la camiseta del club", señaló.

Sobre su relación con Mancini, opinó que es "contradictorio" que el entrenador diga ahora que lo quiere como jugador.

"Cuando salí del club había dicho que no me quería más. Él tomó la decisión conmigo porque agarró fuerza con la llegada del 'Kun' (Sergio Agüero), porque Dzeko se afianzó y Balotelli hizo goles. Podría haber evitado toda esta situación diciendo que estaba mal físicamente como lo venía haciendo y sin ponerme. Quedaba todo ahí. Ahí fue cuando se equivocó él", puntualizó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook