La mañana de este jueves puede ser muy importante para la historia del Barça. SPORT adelantó la llegada del padre de Haaland y Mino Raiola, el representante del noruego, al aeropuerto de Barcelona para reunirse con Joan Laporta. Su llegada fue a las 9:30 de la mañana y su avión había despegado de Niza.

Tanto Raiola como el padre de Haaland viajaron a Barcelona para reunirse con Joan Laporta, presidente del Barça, y Mateu Alemany, director de fútbol. La cumbre estaba programada desde que Laporta se convirtiera en el ganador de las elecciones a la presidencia. Todos ellos querían que fuera confidencial por respeto al Borussia Dortmund pero fueron cazados a su llegada al aeropuerto. Allí los recibió Eduard, hombre de confianza de Laporta, y después de salir por separado, se metían en coches diferentes destino al punto pactado para realizar la reunión.

En la reunión de los cuatro se habló de las intenciones del Barça para acometer el fichaje del delantero noruego. Laporta, en campaña, ya había informado al entorno del jugador que si ganaba las elecciones, su intención sería la de fichar a Haaland y ya fue informado de las condiciones económicas del fichaje. Sin embargo, Laporta quería un cara a cara con su entorno directo y por ello a la reunión acudió el padre del jugador.

En esta reunión se ha reafirmado el interés del Barça en el jugador y que entrarán en la puja. Tanto Raiola como el padre se han mostrado abiertos a fichar por el conjunto azulgrana aunque todo dependerá del precio final que ponga el Borussia Dortmund por el noruego. Desde el club azulgrana están convencidos que la ficha del jugador no sería ningún problema. La reunión duró alrededor de dos horas y el representante y el padre del jugador ya han abandonado Barcelona.

Hay muchos equipos interesados en Haaland, entre ellos el Manchester City, que sería el que estaría pujando más fuerte. La decisión del jugador será clave y está prevista que la comunique el próximo mes de junio aunque en el Barça ya saben que tienen opciones de salir vencedores en la puja por el mejor delantero centro de Europa.