Iñaki Peña jugó los noventa minutos ante el Girona haciendo un buen partido. El cantero ya había disputado la primera parte del partido ante el Nàstic, primer rival de pretemporada, sustituyendo a Neto, que fue el guardameta durante el primer tiempo.

A partir de aquí, el brasileño no jugó ni un solo minuto del segundo encuentro de pretemporada por dolencias físicas ante las que el cuerpo técnico prefirió ser cauteloso y evitar graves lesiones futuras.

Nieto llegó al Barça en 2019 procedente del Valencia en un intercambio por Cillessen. El fichaje fue valorado en 26 millones más nueve variables. Su contrato tiene validez hasta 2023, pero el club busca un nuevo club que acoja al guardameta para conseguir una cantidad económica que ayude a mejorar la situación financiera de la entidad.

Sin embargo, la situación de vender al guardameta se complica al tener a ter Stegen en recuperación. El portero alemán no volverá a los terrenos de juego hasta finales de año, por lo que el Barça cojea en la portería. Mientras no haya nada cerrado, Neto continuará en el camp Nou pero Iñaki Peña será el jugador que lo sustituya hasta su total recuperación.