El FC Barcelona ya prepara el proyecto de la próxima temporada. El club tendrá dinero para salir al mercado, pero de nuevo deberá hacer malabares para adaptar la masa salarial de la plantilla. En este sentido, ya se han producido varias reuniones con Xavi Hernández para fijar prioridades. El técnico le ha pedido a Joan Laporta siete fichajes y ya tiene en su mano una lista de peticiones.

Xavi no ha pedido nombres concretos, si no más bien perfiles, a lo que la dirección deportiva le ha empezado a plantear opciones. A todo ello, hay que añadir que, dependiendo de los jugadores que se vayan a incorporar hará falta que se produzcan bajas, algunas importantes, por lo que hay que trabajar sin prisa, pero sin pausa, pues estamos ante una de las planificaciones deportivas más trascendentes del Barça en la era moderna.

Sin Messi en la plantilla, ningún jugador ha sido capaz de asumir el rol de líder del equipo, pues Memphis Depay, Ousmane Dembélé y Coutinho han desaprovechado la oportunidad. Desde el club tienen claro que les falta una nueva estrella sobre la que gire el proyecto. Es por ello que el Barça sigue empeñado en lograr el fichaje de Erling Haaland, un delantero de calidad que marca diferencias y que podría ser el nuevo líder del proyecto y emblema mediático. El fichaje de Haaland un plus para el barcelonismo, aunque también marcaría la planificación deportiva, pues se trata de una operación muy costosa que obligaría al Barça a pagar mucho dinero entre fichaje, salario y comisiones.

La defensa, una prioridad

La línea que Xavi Hernández más desea reforzar es la defensa. El técnico piensa que necesita nuevos laterales ofensivos, Jordi Alba ya no es el puñal de otros años y Dani Alves hace lo que puede, y los nombres que hay encima de la mesa son los de Noussair Mazraoui, lateral diestro del Ajax, que termina contrato, y José Luis Gayà y Alejandro Grimaldo, principales candidatos para ocupar el lateral zurdo. Además, quiere reforzar el centro de la zaga, aunque el objetivo es hacer con futbolistas que acaben contrato. Descartado prácticamente Rüdiger por sus elevadas pretensiones, ya han contactado con Süle, del Bayern, y con Azpilicueta y Christensen, del Chelsea. El objetivo es fichar 2 centrales, pues Lenglet y Umtiti tienen las puertas abiertas para salir.

Hasta 7 fichajes

La planificación del centro del campo depende mucho de lo que ocurra con Frenkie de Jong. Si el neerlandés, que está siendo muy cuestionado, hace las maletas, el Barça iría a por algún centrocampista de un perfil parecido, mientras que si se queda, el club blaugrana tiene la intención de aportar músculo y recorrido. Por el momento, los elegidos son Kessié, del Milan, y Zakaria, del Mönchengladbach. Ambos terminan contrato y ven con buenos ojos fichar por el Barça.

El técnico también tiene potenciar el extremo derecho, dando por hecho de que Dembélé no seguirá. Con Ferran Torres, Ansu Fati y Abde con opciones de ocupar las bandas, y dando por hecho que Luuk de Jong, Braithwaite y Memphis Depay no seguirán, el entrenador quiere seguir muy de cerca la aportación que haga Adama Traoré, que vuelve al Camp Nou tras su periplo por Inglaterra. Si rinde, el club abonará los 30 millones de la opción de compra. Si no, el principal candidato es Anthony, del Ajax.