Frenkie De Jong tuvo un verano muy ajetreado en el FC Barcelona. El mediocentro estuvo en la rampa de salida durante todo el mercado estival y su futuro parecía lejos del Camp Nou, a pesar de que el holandés no quería abandonar la entidad. Contra todo pronóstico, el '21' finalmente se salió con la suya y Manchester United y Chelsea, que eran los que encabezaban la la lista para hacerse con sus servicios, finalmente se quedaron esperando.

Ahora, según ha revelado el programa Què t'hi jugues, el centrocampista ha acordado con Joan Laporta que a final de la presente campaña ambas partes se sentarán para abordar la reducción salarial que el club quería realizar para poder ajustar mejor el Fair Play Financiero. Frenkie está muy contento de estar en la entidad culé, pero no parecía dispuesto a rebajarse el sueldo a cualquier precio.

De Jong salió tocado del compromiso internacional que disputó Holanda frente a Polonia. Se une así a una larga lista de afectados que está atacando al conjunto de la ciudad Condal, y que a pocos día del clásico frente al Real Madrid, podría mermarle en exceso para el encuentro frente al eterno rival.