El partido contra el Betis se asume como el punto de partida perfecto de esas 11 jornadas finales que tiene el Levante por delante. Rival directo y más cerca después del triunfo en el Derbi contra el Valencia y el KO verdiblanco ante el Sevilla. En apenas siete días, el equipo granota puede recotar seis puntos de una tacada a los de Pellegrini y por ello se necesitan a todos los efectivos posibles al máximo. Y uno de esos futbolistas vitales es Roger. El delantero es el principal arma ofensiva en una plantilla en la que también aparecen Sergio León y Dani Gómez como delanteros, pero con un rol muy distinto. El ‘9’ lleva once goles, es el gran argumento ofensivo y su compromiso es total. Tanto es así que a pesar de arrastrar unas molestias desde hace tiempo, el Pistolero no frena y sigue partido tras partido sobre el césped. Y ya recarga su revólver para el Villamarín, escenario en el que ya sabe lo que es marcar.

El delantero granota se perdió hace un mes el duelo contra Osasuna por unas molestias. Se probó hasta el final, durante el mismo partido, pero tanto él como cuerpo técnico decidieron no arriesgar. Unos días después estuvo sobre el terreno de juego contra el Atlético en el Ciutat en un duelo que acabó en empate y en el Wanda, ante el mismo rival, volvió a descansar. Llegó entonces el choque de liga y el de Copa contra el Athletic. En ambos titular y en los dos un gol más a su cuenta. Tras la eliminación copera llegó el turno del Reale Arena y el cuerpo técnico decidió no arriesgar más de la cuenta con él, quien empezó desde el banquillo y solo sumó 20 minutos. Eso sí, en el Derbi fue titular, marcó el gol de la victoria y se marchó en el 72’ para guardar fuerzas para el Villamarín.

Cabe recordar que el equipo ha tenido muchas bajas desde el mes de enero, sobre todo en el centro del campo y la defensa, y una más en la delantera habría debilitado aún más a un vestuario con el que Paco López ha tenido que hacer maravillas para competir en LaLiga y en Copa a tan alto nivel. Por eso, no es casualidad que de los últimos 6 encuentros ligueros, Roger solo haya jugado 80 minutos o más en dos: Atlético de Madrid y Athletic. En cualquier caso, el delantero granota se encuentra bien y prueba de ello es su último partido contra el Valencia en el Derbi, donde marcó un golazo, fue el mejor jugador del encuentro y demostró que tiene una fuente inagotable de recursos.

A la tercera... Una temporada más el delantero tiene una fantástica media de goles anotados durante la temporada, aunque tiene una cuenta pendiente entre ceja y ceja. El curso pasado fue ‘especial’ para todos. El parón del coronavirus afectó a muchos futbolistas y Roger, que marcó nueve goles en la primera vuelta, solo pudo hacer dos en la segunda (ninguno tras el confinamiento). Un año antes hizo 8 en las primeras 19 jornadas y cinco en la segunda ‘tanda’. Ahora, está a solo 3 de igualar su primera vuelta y a cuatro del récord de Koné.