En vez de un director deportivo, el Levante tiene dos secretarios técnicos. Ni a Manolo Salvador ni a David Navarro les supone ningún problema lo que ponga en sus tarjetas de visita. Coinciden en que «para bien y para mal, la responsabilidad es de los dos».

Ha pasado casi un mes desde la luz verde del Consejo hasta el anuncio. ¿Tanto ha apretado Quico en la negociación?

David: Ha sido por todo. Con tanto partido no ha habido mucho tiempo para centrarse en esto.

Manolo: Quico nos mandó un whatsapp a los dos y nos dijo que la reunión fue perfecta, que iba todo muy bien. Sin problemas.

¿Esta vez son dos años fijos?

David: Al final un proyecto deportivo tiene que tener estabilidad. Hacer uno más uno ya conociéndonos... Son dos años para seguir con el proyecto que tenemos pensado.

Manolo. Eso es lo fundamental. No sería de buen consejero o directivo renovar más allá de su mandato, hasta 2023. Además, sabemos cómo está todo con el tema de la pandemia. Con el fair-play ha sido complicado no poder comprar jugadores con traspasos quitando de los dos chavales del Real Madrid.

Llegaron cantos de sirena antes, incluso desde el Calcio con la Sampdoria.

Manolo: David, tú eres el que más te has enfrentado a equipos italianos (risas). Eso son campanas que suelen sonar. Igual que lo del Madrid con De Frutos... La realidad es que cuando ven que un equipo con un poder económico bajo se mete en semifinales de la Copa del Rey y que encima en ese momento creo que íbamos octavos... Es normal que algunos clubes que puedan tener mejor potencial se puedan fijar en la forma de trabajar del área deportiva. Han preguntado pero en concreto no hubo nada.

David: Lo del Espanyol sí que fue concreto en el confinamiento de la temporada anterior. Pero la decisión fue seguir con el Levante.

En la nota oficial del club se habla de que podría incorporarse alguien más al organigrama. ¿Tienen ya nombres, perfiles, analistas, scouts...?

David: Va en esa línea. Los cargos de responsabilidad ya están cubiertos. Cuando se anunció ya salieron todos. Ahora estamos mirando eso, un analista o un scout externo, pero todo externo. Nada en València.

¿Es necesario que Duarte y Postigo cumplan con los requisitos de partidos para renovar o la dirección deportiva tiene previsto sentarse con ellos igualmente?

Manolo: Nosotros queremos anticiparnos a eso. Más aún por el rendimiento que nos han dado. Después de cerrar los pequeños flecos de los externos tocará ir sentándonos con la gente que tiene ese tipo de cláusulas y si después del rendimiento que han dado se les pueden tranquilizar renovando, pues mucho mejor.

¿Se ha ejecutado ya la opción de prórroga de Pepelu?

David: Está comunicado. Habrá que ver luego el rendimiento del jugador. Está haciendo un buen año en un club ya de los puestos de algo más arriba. A nosotros nos gustaría que se quedara en la plantilla, la intención es esa. En esa posición tenemos jugadores, pero la intención es que llegue aquí, que haga la pretemporada y a ver... Nos encantaría que el míster decidiera que es un jugador para tener en la primera plantilla.

¿Se han reunido ya con Toño?

Manolo: Quedan diez partidos. Y nosotros somos partidarios del rendimiento inmediato. Así que va a depender del rendimiento que nos ofrezca. La cláusula que tiene es de corte. Si pudiéramos encontrar en estos partidos al Toño que conocemos... Vamos a esperar. También está el tema del fair-play. Es un tema de presupuesto. Y hay posiciones que a veces las tienes cubiertas y no puedes permitirte el lujo de pagar dos salarios muy elevados.

Se sabe que hay que hacer un traspaso antes del 30 de junio. ¿Es De Frutos la solución?

David: No tenemos nada oficial. Ni por el Real Madrid ni por el agente del jugador. Solo sabemos lo que se escucha por ahí. A la dirección deportiva nos gustaría que siguiera por todo lo que nos da. Entendemos que la situación del club con una venta así también nos puede ayudar mucho. Pero un año más sería lo suyo.

Si se hace un traspaso antes del 30 de junio, ¿luego habría que hacer otro más de los franquicia o no haría falta?

Manolo: Depende del resultado y de la venta económica de un jugador. Es muy complicado el fútbol en el que vivimos con el Covid, con el presupuesto que tenemos y los clubes con problemas. Que se paguen traspasos astronómicos de equipos de media tabla o un poco más arriba es difícil. Hay una obligación de venta por una cantidad de dinero y va a ser difícil que cumplamos con solo un jugador. Ojalá, sería lo mejor.

En dos temporadas han fichado por algo menos de 4 millones de euros fijos. ¿Van a poder estirarse un poco más?

David: Va a ser un verano muy parecido al anterior. Todo dependerá de las ventas que realicemos y de cómo ajustemos el fair-play. Pero todo apunta a que va a ser un verano muy complicado y poco movido. Estamos todos los clubes muy ajustados.

Han recogido los frutos de una metodología de trabajo novedosa. ¿Ha salido todo tal y como esperaban?

Manolo: El Big Data es una herramienta que te da muchos datos. Incluso te da datos a nivel físico del estado de los jugadores en cada partido. Incluso de los que no están aquí. Ayuda mucho. Pero hay una cosa que es fundamental: el ojo. Lo que te da la toma de decisión. Nosotros usamos mucho el Big Data pero no es un elemento definitivo.

David: Estamos contentos con las limitaciones que hemos tenido para firmar. Con un presupuesto tan justo para hacer fichajes, desde que estamos aquí, salvo dos futbolistas, los demás han llegado libres. Con la metodología de trabajo estamos muy contentos. También con la implicación que tenemos con los cedidos. Les enviamos cortes de vídeo con detalles y hay una atención todas las semanas por teléfono. Son detalles que hacen que la dirección deportiva trabaje bien... Y cuando se ha podido viajar se ha hecho para verles en directo. Estamos creciendo como área deportiva. Se ven métodos nuevos y hay que adaptarse a ellos.

Hay nueve futbolistas que terminan contrato en 2022. ¿Está previsto ponerse manos a la obra ya con ellos?

Manolo: Sí, ahora cuando nos asentemos más en todo tenemos que acometer diversas situaciones. Tenemos tranquilidad a pesar de las dificultades y vamos a jugar con ello. Es muy difícil con el rendimiento que están dando algunos jugadores que terminan en 2022. Igual no es el momento, más que nada porque nos tenemos que mover con un presupuesto muy limitado. No sabremos cómo estará eso en el futuro.

Dani Cárdenas es uno de los que termina en 2022. ¿Qué tienen previsto con él y Aitor?

David: Deportivamente estamos encantados de que ambos compitan por un puesto. Es verdad que Aitor tiene más experiencia y Dani acaba de debutar en Primera. Tenemos dos años más opcionales. No hay que correr demasiado. Lo más importante a nivel deportivo es que tenemos a dos muy buenos porteros.

¿Hasta qué punto ha preocupado el aluvión de lesiones que ha sufrido el equipo en varios tramos?

David: Preocupa. Lógicamente queremos que estén todos aptos para el míster. Hemos tenido muchos partidos. Empezamos con una pretemporada atípica. Y en LaLiga 2019/20 acabamos muy tarde. Ha habido poco tiempo de descanso y también de preparación. Para el siguiente partido ya vamos a recuperar a dos.

Manolo: Ha sido muy atípico. Como ha dicho David, con entrenamientos desde casa en el confinamiento. Jugadores que han tenido lesiones, el Covid, una pretemporada sin descanso ni competir fuera, todo ha sido muy raro. Y no somos el único equipo que ha tenido tantas lesiones.

Paco López contra viento y marea, a las buenas y las malas, ahí no hay discusión.

David: Con él no ha habido duda ninguna. Cuando el equipo no ganaba y no salíamos de abajo nosotros estábamos convencidos al 100 por 100, igual que cuando van las cosas bien. Para el club Paco es el entrenador ideal. Lo tenemos claro y estamos tranquilos. La comunicación con él es espectacular. Día a día, vamos a los entrenamientos y tanto a nivel personal como profesional es un 10. Estamos muy contentos.

Manolo: Cien por cien lo que dice David. Además es lo que te permite ver en los partidos y la alegría del juego... Es importante además que sea un entrenador dialogante. Las conversaciones que se tienen con él son fluidas, es un hombre de fútbol, el entrenador ideal para estar trabajando en el día a día con nosotros.