Mal asunto en el Levante UD. El equipo dejó de nuevo escapar la victoria en el descuento (como pasó ante el Cádiz) y prolonga su racha sin victorias. Ya son cinco meses (entre el pasado curso y este) sin ganar en Primera y la situación no pinta bien.

Los jugadores lo saben y tras el partido tocó hacer autocrítica. La hizo Roger, que fue el autor del 1-0 en Orriols. El Pistolero fue claro. "Es una putada", dijo en un primer momento. "Estamos muy decepcionados y esto es algo que nos viene pasando en los últimos partidos", afirmó.

"El trabajo del equipo ha sido bueno. Hemos tenido ocasiones para poder ponernos por delante. Ellos se han volcado y es una pena", aseguró el atacante, que ya suma dos dianas este curso. Eso sí, Roger recordó que el equipo había hecho "buen trabajo" durante el partido, aunque matizó que faltó "concentración en los últimos minutos".

"Tenemos que ser más pícaros. Si se añaden seis minutos no se puede jugar más", afirmó rotundamente. Y es que el equipo fue un cúmulo de errores y precipitaciones en un descuento fatal gestionado. Ningún jugador frenó el ritmo del encuentro e incluso algunos se marcharon en tromba al ataque, cuando el partido pedía 'dormir' la pelota. "Han hecho méritos para empatarnos", acabó Roger. Sensato. El empate fue justo e incluso insuficiente para un Rayo que fue mejor que un flojo Levante.