Más allá de la figura del entrenador, el foco de atención estuvo depositado en los dos futbolistas más relevantes que terminan contrato. Miñambres habló sobre lo que más expectación e intriga despierta entre la afición. Morales y Pepelu son asunto de gobierno en Orriols y el club es consciente de lo importantes que son no solo para planificar el próximo curso, sino del peso que tienen en todo lo que representa el Levante. Por ello, el club está decidido a acometer un esfuerzo por ambos, con la voluntad de que se queden.

Sin embargo, habló también sobre Roger, con el que no se descarta una salida este verano, aunque el deseo es que permanezca en el Ciutat. «Pepelu y Morales no están inscritos, pero haremos para que se queden. En nuestras posibilidades haremos todo lo posible. Hablé ayer con sus agentes (Pepelu) y quedaron en contestarme el miércoles".

"Morales tiene una propuesta y espero respuesta esta semana. Con Roger está la posibilidad de que salga con una buena oferta, pero si no, no. Tiene contrato", detalló el director deportivo en rueda de prensa.

Cuestionado por De Frutos, futbolista más cotizado de la plantilla, reconoció que no lo va a ‘regalar’ sabiendo la cantidad de equipos que andan detrás de él, pese a que sepa que es un jugador por el que se puede sacar el dinero necesario para ajustar cuentas. Pese a ello, según su punto de vista, diez millones por el extremo son pocos. 

«Vale más de diez millones. Cuando Jorge se lesiona estaba entre los tres o cuatro mejores de LaLiga en cuanto a goles y asistencia. Hace números y eso tiene valor. Creo que vale más de diez millones de euros. Claro que nos gustaría retenerlo, pero va a ser complicado. Es la venta más segura y por el que más se interesan los equipos. No hay una propuesta por él pero seguro que llega».