A pesar de la necesidad de hacer 10,4 millones de caja antes del 30 de junio, reestructurar la plantilla y deshacerse de los salarios más elevados, el Levante se mantiene firme en su postura de no malvender a ninguno de sus mejores futbolistas este verano. Una realidad a la que nadie es ajeno en Orriols, pero que no empuja a Quico Catalán y Felipe Miñambres a devaluar el valor de ninguno de sus futbolistas. No se van a precipitar. 

El caso más paradigmático es el de Jorge De Frutos. El segoviano tiene un acuerdo cerrado con el Getafe, aunque el trato entre clubes, que está encarrilado hace varias semanas, no acaba de cerrarse. Fuentes próximas hablan de ocho millones de traspaso, pero aun así no hay luz verde, como tampoco la hay para meter jugadores de por medio para abaratar la operación. Ni siquiera con la jugada a tres bandas que supondría Bouldini, un delantero del agrado de Mehdi Nafti para reforzar el ataque y que llegaría cedido tras firmar por el equipo azulón procedente del Fuenlabrada. 

De Frutos no es el único jugador en la rampa de salida ni por el que se han recibido ofertas. Otro de ellos es Bardhi, que ha estado en la órbita del Almería y que llegó a un acuerdo hace meses para renovar su contrato más allá de si se acababa descendiendo o no. El macedonio ya tuvo opciones en el extranjero hace un año y Miñambres confesó que se había rechazado una propuesta de la MLS que no gustaba el futbolista. 

Otro eterno candidato a salir es Vezo, por el que nunca ha llegado la propuesta esperada con la que compensar los 6 millones que en su momento costó su traspaso. O Campaña, que de los 30 millones de euros en los que llegó a estar tasado ha pasado a una situación límite: tiene de aquí al 30 de julio para presentar una oferta que iguale su salario (3,2 millones) para así marcharse cedido a un año de terminar su contrato. 

De momento no hay novedades al respecto con una de las grandes ‘patatas calientes’ del mercado de fichajes.También Roger, uno de los referentes, está en el escaparate. Por él ya ha pujado el Rayo Vallecano, tratando de ejercer la cláusula de escape que tiene en su contrato. Pero desde Orriols se rechazó la cesión con opción a compra. 

Por Aitor, que acabó renovando la temporada pasada, ha sido Osasuna quien más se ha interesado. En principio la portería es una de las demarcaciones mejor cubiertas, ya que también se apostó por la continuidad de Dani Cárdenas.

El inicio de la era Nafti

El inicio de la era del nuevo entrenador ya está al caer. De hecho, falta una semana para el regreso al trabajo, el próximo 4 de julio. Por el momento ha trascendido que la pretemporada contará con dos concentraciones. Primero, el stage en el Saler, previsto del 8 al 16 de julio y luego, entre el 20 y el 24 del mismo mes en La Nucía y Torre Golg (Murcia). Ya se han concretado amistosos contra Wolves, Getafe y Castellón.