El Levante Femenino suma a su parcela técnica a una leyenda del fútbol español para hacer tándem con el nuevo entrenador, Sánchez Vera. Érika Vázquez, exfutbolista que dejó huella en el Athletic Club y que pasó por las filas del Lagunak y del Espanyol, se une al proyecto 22/23 para enrolarse en el cargo de segunda entrenadora.

La nacida en Pamplona colgó las botas al finalizar la temporada 21/22 y con la etiqueta de leyenda en el combinado vasco, donde disputó un total de 423 partidos oficiales a lo largo de su trayectoria sobre los terrenos de juego, con un balance de 264 dianas. Además, también cuenta con una larga carrera de la mano de la Selección Española, donde jugó la Eurocopa de 2013 en Suecia y el Mundial de Canadá en 2015.

Después de 24 años desarrollando sus cualidades como delantera, y tras licenciarse en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, obtener un Máster en Alto Rendimiento y sacarse el título de Nivel 3 de Entrenadora, Érika Vázquez da el salto en los banquillos para, junto a Sánchez Vera, devolver al Levante Femenino a lo más alto de la clasificación.