15 de diciembre de 2014
15.12.2014
JUNTA GENERAL

Catalán y su consejo, reelegidos para los próximos cinco años

El Levante aprobó un presupuesto de gastos para la temporada 2014-15 que ascenderá a casi 32 millones de euros

31.12.2014 | 13:14
Catalán y su consejo, reelegidos para los próximos cinco años

La junta general ordinaria de accionistas del Levante ratificó este lunes la reelección del actual consejo de administración del Levante, con Francisco Javier Catalán como presidente, para los próximos cinco años, con el voto a favor del 70 por ciento de las acciones de la entidad en poder de la 'Fundación Levante UD Cent Anys'.

El tercer punto del orden del día fue aprobado con un total de 96.672 acciones a favor, 20 en contra y 1091 abstenciones. Así, el consejo se mantiene idéntico y estará formado por: Javier Martínez, Miguel Ángel Ruiz, Paco Fenollosa, Tomás Pérez, Luis Calero, Pedro Catalán, Ramón Vilar, Víctor Martínez y Quico Catalán como presidente.

El recién reelegido presidente del Levante aseguró que su objetivo es que el club esté dentro de cinco años en una situación "casi idílica". "Queremos dejar al club en una situación si no es idílica, casi idílica. Queremos dar un giro total al club y nos queda muy poquito. Podemos conseguir muchas más cosas de las que hemos conseguido", explicó.

El Levante, además, aprobó un presupuesto de gastos para la temporada 2014-15 que ascenderá a casi 32 millones de euros y una previsión de beneficios de 8,5 millones, que el propio presidente del Levante reconoció que podría parecer "hasta escandaloso", durante su intervención.

La entidad se presentó a sus accionistas tras haber logrado en la temporada 2013-14, un beneficio bruto antes de impuestos de casi cinco millones doscientos cincuenta mil euros, superior en cerca de dos cientos mil euros a los que había presupuestado.

Además, hay una partida de cinco millones ochocientos mil euros obtenidos por los traspasos de Vicente Iborra (4'8 millones) y Míchel Herrero (setecientos mil euros) y por la venta de Felipe Caicedo que hizo el Lokomotiv de Moscú (trescientos mil euros) en el verano de 2011.

La previsión de la entidad valenciana para el presente ejercicio es tener un beneficio bruto antes de impuesto de 8'5 millones que le permitirá mantener el notable ritmo que lleva de amortización de su deuda, que era en 2009 de 96 millones y se quedó en 69 tras una quita y que esperan que en el arranque de la campaña 2015-16 esté alrededor de los treinta millones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook