20 de julio de 2018
20.07.2018

20.07.2018 | 17:27

A la espera de Borja Mayoral, sobre el que tiene que decidir Lopetegui, el Levante UD lleva días sondeando el mercado de delanteros. Tanto en el nacional como el internacional destacan ahora mismo candidaturas, entre otras, como las del ex de Las Palmas Jonathan Calleri o el malí con pasaporte comunitario del Club Brujas Abdoulay Diaby. Sin embargo, ninguno de ellos es la prioridad en estos momentos.

El delantero en el que realmente más empeño han puesto Tito y Helguera de cara a la 18/19 ha estado guardado bajo llave hasta el momento. El consenso de los técnicos por él, incluido Paco López, es total. Todos coinciden en que por su perfil encajaría a la perfección en un ataque en el que coincidiría junto a Roger y Boateng aunque no con Sadiku , que tarde o temprano terminará haciendo las maletas.

El objetivo número en cuestión, eso sí, supondría un fichaje récord. Por él, no en vano, ya se ha trasladado una oferta de cinco millones de euros que ha sido rechazada. La palabra en última instancia la tiene ahora Quico Catalán, quien debe decidir si mantenerse en la puja o definitivamente retirarse por el que se convertiría en el refuerzo más caro de la historia del club, muy por encima de Cuero y Boateng.

El delantero por el que el Levante UD está dispuesto a hacerse tamaño esfuerzo se llama... [Sigue leyendo]

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook