30 de junio de 2020
30.06.2020
Superdeporte

Ambición sin límites en Pucela

El Levante viaja a Valladolid consciente de su buena racha y de que puede mirar hacia arriba en la tabla

30.06.2020 | 21:07
Ambición sin límites en Pucela

El Levante saltará al césped del Nuevo José Zorrilla con el primer trabajo hecho: la salvación. El eco de lograr la permanencia para después soñar está presente en cada encuentro y el último de ellos, el recital contra el Betis, invita al optimismo con ese «queremos más» que recita el vestuario y el propio club, que ayer publicó esa frase en redes sociales. Seguramente ya es tarde para Europa pero lo cierto es que la plantilla quiere seguir con la sonrisa puesta después de bailar al Betis al ritmo de Mayoral y compañía. Y siguiendo por el camino mostrado en esta época posconfinamiento, el Levante es consciente de que cada posición que suba en la clasificación será un motivo mayor de alegría. Por ello, en Pucela el equipo aterriza con la mente puesta en seguir siendo ese equipo sólido atrás y con pegada arriba que ha mostrado en las últimas semanas.

No sorprendió el recital del Levante contra el Betis. Por forma y por fondo. El cuadro granota se soltó a la contra y la hoja de ruta marcada por Paco López se siguió a la perfección. Mayoral fue el primero en tirar la puerta abajo y a partir de ahí el equipo encontró el camino al gol con mucha facilidad. Es complicado imaginar un escenario similar en el duelo de esta noche. Sobre todo porque el Betis y el Valladolid tienen pocas cosas en común. Uno ha encajado, contando los tantos anotados por el equipo de Paco López, 9 goles y el otro solo 4. Con un estilo más defensivo y de dejar madurar más el encuentro, el cuadro blanquivioleta también tiene una situación relativamente cómodo aunque quiere pegar el salto de manera definitiva para verse, al menos en lo virtual, salvado y tranquilo. Pero para ello, los de Sergio González deberán anular a un Levante en racha y que desde que volvió del confinamiento tiene números de clasificación europea.

Dos victorias, dos empates y solo una derrota, por la mínima, ponen en valor los ocho puntos conseguidos por el cuadro granota, cuya gestión de banquillo y de recursos está siendo impecable por parte de Paco López. Difícil hacerlo mejor. Incluso ha activado la mejor versión de muchos de los protagonistas. Bardhi, Campaña y Rochina están impecables en el medio. También Vukcevic y en el último duelo se vio al mejor Radoja. Atrás, Vezo, Postigo y también Bruno han rendido a un nivel alto sobre el terreno de juego. En el caso de Aitor Fernández no hay cambio: sigue con la capa de héroe puesta y dando vida al cuadro granota partido tras partido. Con menos intervenciones, pero igual de sólido, contra el Betis paró a Canales en el momento justo y eso mantuvo el empate a cero en el marcador.
El conflicto para Paco llega en la parcela ofensiva. Mayoral está en un gran momento. Es el mejor de los tres a la vuelta del parón y a Roger le perjudicó, para coger ritmo, esa expulsión en Mestalla. Por su parte, Morales combina minutos de dudas con otros momentos en los que se ha visto a ese Comandante que ya dejó grandes detalles en partidos previos al parón. Dos de ellos serán de la partida y el tercero esperará en el banquillo ante un rival, el Valladolid, que no trae buenos recuerdos para el cuadro granota. En Pucela, en la primera vuelta de la 2018/19, se vivió uno de los peores choques del cuadro granota y hoy, algo más de un año y medio después, se busca revancha.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook