Utilizar los triángulos de emergencia para avisar al resto de conductores de que estamos detenidos en el arcén en caso de avería o accidente con el coche en cualquier carretera es obligatorio para todos los conductores, pero atención, que la DGT quiere cambiarlo. No la norma en sí, sino los dispositivos para anunciarlo al resto de conductores. De hecho, ya se pueden sustituir por las nuevas balizas V-16, que son más modernas. Y, aunque aún no son obligatorias, la Dirección General de Tráfico ya tiene clara la fecha para que lo sean.

Hay conductores que ya han comprado este sistema de luz de forma voluntaria, el organismo no recomienda hacerlo hasta diciembre que será la fecha en la que estos aparatos, denominados también Help Flash, se conectarán con la plataforma DGT 3.0. Además, su implantación empezará a ser obligatoria el 1 enero de 2026 cuando empezarán a estar homologadas en su totalidad por el organismo. Estas balizas luminosas se pueden comprar en diferentes tiendas del mercado por diferentes precios que oscilan alrededor de los 15 y 40 euros. 

Estas innovadoras señales luminosas V-16 son visibles a 1.000 metros, en lugar de los 100 que exige el organismo en la actualidad. Además, no hay que salir a colocarlas por lo que reduce el riesgo de sufrir accidentes cuando sales a colocar los triángulos.

Mientras tanto y hasta la fecha, podrás seguir utilizando los triángulos tradicionales de emergencia o las V-16 sin geolocalización. La semana pasada tuvo lugar la Reunión del Grupo de Alto Nivel de Seguridad Víal de la Comisión Europea a la que acudió la representación española de la DGT. En ese encuentro, se discutieron diferentes temas relacionados con la legislación europea en materia de tráfico y sobre el estado de la Seguridad Víal en los diferentes países. Además, se expuso por parte del subdirector de la Gestión de la Movilidad y Tecnología del organismo, Jorge Ordás, la iniciativa española de la instalación de la luz V-16 geolocalizada.