Partido con aires de ‘vendetta’. Así afronta España su segundo partido en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 ante Serbia (jueves; 10:20 hora española). Un duelo en el que las de Lucas Mondelo tendrán la oportunidad de devolver la moneda a su verdugo en los cuartos de final del pasado Eurobasket en Valencia y a la postre campeona continental. Sobre todo las cuatro jugadoras del Valencia Basket, que en ese encuentro vieron como se derrumbaba el sueño de levantar el título ante la afición que les apoyaba durante toda la temporada.

Especialmente bien han empezado el torneo Laura Gil y Cristina Ouviña, las mejores del combinado nacional ante Corea del Sur junto a la incombustible Astou Ndour. Habrá que esperar, por tanto, que el rendimiento de la aragonesa no se vea afectado por la reciente polémica con el vídeo subido a sus redes sociales de la ‘fiesta’ de la selección eslovena masculina. Y es que el concurso de las tres a su máximo nivel será fundamental en un duelo donde también otras jugadoras deberán dar un paso adelante para tener opciones de victoria, incluidas las taronja Raquel Carrera y Queralt Casas.

Así, las dos ganadoras de los duelos de la primera jornada del Grupo A se miden en un duelo cargado de rivalidad en el baloncesto europeo. Para España, supone la reedición de los cuartos de final del Eurobasket en los que quedó apeada en La Fonteta de la lucha por las medallas (64-71) y en el que precisamente Cristina Ouviña tuvo dos tiros libres a falta de dos segundos con 62-61 en el marcador ( acertó el primero que forzó el empate, pero falló el segundo que podría haber dado a la selección el pasaporte a los duelos por las medallas). En la prórroga, Serbia se impuso con claridad (9-2).

"Serbia es el campeón de Europa, un equipo muy compacto y que juega al límite, tenemos que adaptarnos a ese tipo de defensa que hacen. Hemos aprendido mucho de lo que pasó con ellas", explicó a EFE el seleccionador Lucas Mondelo. Sin embargo, el conjunto balcánico también acumula rencillas contra las españolas, que les dejaron fuera de la final olímpica de Río 2016, derrotándolas en las semifinales (68-54). En ese torneo España ya se había impuesto en el primer partido de la fase de grupos (65-59), preludio de la primera plata olímpica de su historia.

La rivalidad hispanoserbia lleva una larga trayectoria, favorable a las de Lucas Mondelo. En sus seis duelos anteriores entre campeonatos europeos y Juegos Olímpicos, todos habían caído del lado español, el último las semifinales del Europeo de 2019 en Belgrado (71-66), hasta lo ocurrido en Valencia. "Es un buen equipo al que nos podemos adaptar bastante a partir de lo aprendido en el Europeo, un partido que fue igualadísimo, de cara o cruz", recordó Mondelo.

Del conjunto balcánico destaca la alero Sonja Vasic, jugadora más valiosa (MVP) del pasado Eurobasket y que juega en el Uni Girona español, la ala-pívot Jelena Brooks y la base Yvonne Anderson. La pívot Tina Krajisnik fue una de las mejores reboteadoras del último europeo.

En su estreno ante Canadá, Serbia dominó el duelo hasta el descanso, al que llegaron con una diferencia de ocho puntos (36-28), pero la crecida de Canadá provocó que se igualara el duelo al final del tercero (45-45) para dar pie a un final ajustado en el que brilló la escolta Ana Dabobic, que anotó dos triples y una última bandeja clave para el triunfo final (72-68).