Cerca de dos millones dicen que ha pagado el Villarreal al Watford por Capoue, fichado por dos años y medio. Son las dos condiciones que no aceptó Lim, primero pagar y después comprometerse a largo plazo con un jugador de 32 años. Hasta ahí se podría llegar a entender, la cosa se empieza a oscurecer cuando la alternativa es nada, y más aún cuando aparece Anil Murthy y dice que la alternativa es Koba. Roig se ha rascado el bolsillo y tampoco es que vaya sobrado el Villarreal. Al final, con esos dos millones y las fichas de ambos, que no serán bajas, tiene a Parejo y a Capoue, dos cosas que no tiene el Valencia CF en su centro del campo aunque parezca mentira: centrocampista organizador y pivote defensivo.

A las ganas y voluntad de Gracia y los jugadores habrá que sumar más acierto, pero sin mejorar posiciones en el mercado será complicado que el equipo salga de donde está. Y así hasta final de temporada puede ser muy duro. La cara de susto que se le está quedando al presidente denota que hay miedo al descenso, pero el mercado se abrió y siguen sin hacer nada.

Más artículos de opinión de Julián Montoro, aquí.