KIOSKO

Superdeporte

Nahuel Miranda

No es Valencia para viejos

El Valencia lleva nueve temporadas sin fichar en propiedad a jugadores de campo que superen la treintena en pleno apogeo de los futbolistas treintañeros

Seydou Keita, en su presentación en Mestalla JM LOPEZ

Cómo hemos cambiado. A veces cuesta darse cuenta, pero el fútbol está lejos de ser lo que era. Lo recordé hace poco en una entrevista de Raúl Ruiz, presentador del Plus y exjugador en los noventa de varios clubes del infrafútbol español. Raúl contaba como, durante una temporada en Girona, un directivo del club le convenció para quedarse en el equipo pese a los impagos. Él era constructor y le pondría una casa gratis a cambio de rellenar las combinadas de sus quinielas de cada semana. Aquella temporada, aparte de jugar al fútbol, Ruiz tuvo que rellenar 3720 papeletas semanales; no existían los dobles o los triples y había que cubrir todas posibilidades a mano.

En aquel fútbol de hace treinta años, la edad no perdonaba. A los treinta empezabas a estar acabado -ahí se retiró el propio Raúl-. La herencia de aquello ha llegado a nuestra era sin saber muy bien cómo. Ferguson daba días extra de descanso a los futbolistas que superaban la treintena, Wenger no ofrecía más de un año de contrato a centrocampistas o delanteros de más de 32. Algo parecido ha hecho el Cholo Simeone. Florentino Pérez mandó a paseo a Sergio Ramos por negarse a firmar un contrato por el estilo mientras Modric firmaba sin rechistar.

El Valencia lleva nueve años sin firmar en propiedad a un jugador de campo de treinta años o más. El último fichaje de este tipo fue Seydou Keita en el invierno de 2014, por lo que Meriton jamás ha fichado en estas condiciones. El club de las segundas oportunidades, el que vio triunfar a Angloma o Carboni cuando el mundo del fútbol los daba por amortizados, el equipo que no tiene dinero para ir a por los jóvenes más prometedores del panorama, rehúye de los viejos… cuando la ciencia dice que están mejor que nunca. Según un informe del NY Times, los jugadores mayores de treinta años ganan más duelos aéreos, regatean más, tienen mejores porcentajes de acierto en el pase y, si son delanteros, marcan más goles. El patrón se repite tanto en la Champions como en las cinco grandes ligas europeas, los rankings de los mejores jugadores del mundo tienen el doble de treintañeros que hace una década y, la pasada temporada, los jugadores de 34 años o mayores han jugado más minutos que nunca en la élite europea.

Cuando un jugador ha estado de vuelta, ahí ha estado el Valencia para intentar reflotar su carrera. Muchas veces con éxito. La Youth Policy de Meriton ha supuesto poner a jugar a jugadores jóvenes sin importar el nivel que tengan, sin atender a las necesidades de la plantilla. Con Paulista como único veterano con opciones de jugar la próxima temporada en la plantilla, uno se pregunta dónde están los jugadores que puedan ponerle al equipo esa dosis extra de veteranía y saber hacer que tanto necesita. Lo necesitan todos los jóvenes a los que el Valencia ha lanzado a jugar sin red de seguridad… y lo agradecerían las maltrechas finanzas del club.

Compartir el artículo

stats