Gayà muestra su mejor versión en ataque

Gayà durante un partido en Mestalla

Gayà durante un partido en Mestalla / SD

Pablo Leiva

Pablo Leiva

El Valencia tuvo un tramo de malos resultados que coincidió con la ausencia de Gayà y si se cogen los datos del capitán de Pedreguer la realidad es que el equipo de Baraja gana más y con más solvencia. Y eso no quiere decir que quien estuviera en su sitio no estuviera haciendolo bien en defensa. De hecho Yarek dejó grandes partidos en ese perfil izquierdo, en los que mostró su potencial atrás y su capacidad de concentración en el mano a mano contra los atacantes rivales. Pero con Gayà el equipo se organiza mucho mejor en todos los sentidos. El capitán es un jugador que sube continuamente. Capaz de aparecer en campo rival en repetidas ocasiones y generar peligro en cuestión de segundos. Y eso se evidencia en los últimos partidos, con la exhibición ante el Villarreal CF, el ‘punch’ contra el Cartagena y la capacidad para no perder la cara al partido en ningún momento. Por todo eso, Baraja debe cuidar a Gayà al máximo y es que seguramente en el equipo, junto a Pepelu, es el futbolista que menos recambio tiene en plantilla. No hay nadie que pueda hacer su función. Y no es tanto por el tema de la posición porque el equipo sigue esperando, entre otros, a Jesús, quien sigue cumpliendo plazos y tratando de mejorar con el paso de los minutos. Ante el Cartagena sufrió y Gayà, con su entrada, mejoró al equipo. Pero también es cierto que necesita tiempo y su año ha sido difícil. En definitiva, el capitán de Pedreguer no puede caer lesionado. Es medio equipo en ataque.

Suscríbete para seguir leyendo